Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Bush asegura que Irán es el mayor patrocinador mundial del terrorismo

El presidente estadounidense intenta fortalecer lazos con los países del Golfo Pérsico para hacer frente a Teherán

El presidente de EE UU, George W. Bush, ha acusado a Irán de ser el principal patrocinador del terrorismo del mundo, pagando "cientos de millones de dólares" a grupos como Hamás Yihad Islámica o los talibanes. Ante esta amenaza, ha anunciado que fortalecerá sus relaciones militares con los países del Golfo Pérsico para hacerle frente. Mientras, el Organismo de la Energía Atómica de la ONU rebaja esa amenaza y sostiene que Irán colabora y que responderá en un mes a las cuestiones sobre su programa nuclear que tiene pendientes con el organismo.

Según Bush, Irán es "el principal Estado patrocinador del terrorismo" en el mundo y ha basado esta afirmación en que, como ha afirmado, Teherán gasta "cientos de millones de dólares" para financiar grupos terroristas como Hamás o la Yihad Islámica y además suministra armas a los talibanes de Afganistán y a las milicias chiíes en Irak. También contribuye a socavar las esperanzas de seguridad en Líbano por su apoyo a la guerrilla chií de Hezbolá. En resumen, "las acciones de Irán amenazan la seguridad de todos los países". Y todo mientras "su propio pueblo tiene que afrontar la represión y la penuria económica".

Bush ha hecho estas duras acusaciones en Abu Dhabi, la capital de Emiratos Árabes Unidos, donde ha recalado este domingo en su gira por Oriente Próximo, la primera que realiza desde que es presidente, y que le ha llevado ya por Israel, Cisjordania, Kuwait y Bahrein. En el discurso de hoy ante uno de los países que busca como aliado contra Irán, ha reconocido abiertamente este objetivo: "EE UU está reforzando sus compromisos de seguridad con nuestros amigos del Golfo y animando a nuestros amigos de todo el mundo a que se enfrenten a este peligro antes de que sea demasiado tarde".

Los duros ataques de Bush llegan además cuando el Organismo Internacional de la Energía Atómica de la ONU afirma que la colaboración iraní sobre su polémico programa nuclear aumenta. En un comunicado, el jefe del OIEA, Mohamed El Baradei informa de que Irán ha aceptado responder a todas las cuestiones pendientes sobre su programa atómico que le ha formulado el organismo. "Se ha llegado a un acuerdo en un plazo para la implementación de todos los asuntos de verificación pendientes". Ese plazo es de cuatro semanas. Además, el comunicado sostiene que El Baradei ha intentado hacer ver a los iraníes la necesidad de que permitan inspecciones por sorpresa y sin límites, como establece el protocolo adicional del organismo.

El Baradei ha resumido en un comunicado las conversaciones que ha mantenido este fin de semana con las principales autoridades iraníes, incluyendo el líder supremo, el ayatolá Alí Jamenei, y el presidente, Mahmud Ahmadineyad. Según el comunicado, los responsables del programa nuclear iraní le han dado información sobre su trabajo para desarrollar un nuevo modelo de centrifugadora para enriquecer uranio más rápida que las que usa actualmente.

La comunidad internacional pide a Irán que suspenda su programa de enriquecimiento de uranio y dé toda la información sobre su programa atómico al OIEA, ya que teme que el objetivo de Teherán es conseguir armas atómicas. La ONU ha aprobado ya dos rondas de sanciones económicas contra Irán. El Gobierno iraní se comprometió en agosto a dar al OIEA antes de fin de año todas las respuestas necesarias sobre su programa, pero no lo hizo.