Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Y el agua llegó a Témpanos

Los científicos detectan durante una visita aérea que hay de nuevo bloques de hielo en un lago desaparecido al sur de Chile

El lago chileno Témpanos, cuya repentina desaparición dejó en mayo pasado estupefactos a científicos y habitantes de la región austral de Magallanes, se está volviendo a llenar de agua, informó ayer la Marina.

La desaparición del lago en la región de Magallanes, a 2.000 kilómetros al sur de Santiago, fue constatada el pasado 27 de mayo por funcionarios de la Corporación Nacional Forestal (Conaf). Los funcionarios comprobaron que el lago, de unos diez kilómetros cuadrados, no estaba y en su lugar sólo había una zanja de unos treinta metros de profundidad, mientras en el lecho seco yacían los témpanos que le daban nombre. El lunes, un equipo del Centro de Estudios Científicos de Valdivia (Cecs) y la Armada chilena realizó una inspección aérea en la zona para determinar las causas del fenómeno y detectó que el lago se está volviendo a llenar. Durante el sobrevuelo a la región, los científicos levantaron una cartografía de la zona y captaron fotografías aéreas de la cuenca afectada que registran el fenómeno.

Asimismo, tras la inspección, los expertos concluyeron que el lago se había drenado a través de una gran grieta que se formó a un costado del glaciar y que las aguas fueron a parar al mar. "Esto ratifica que los glaciares de la zona están sometidos a un fuerte retroceso y adelgazamiento y que este retroceso es lo que explica la formación de estas lagunas pro glaciares", explicó el glaciólogo Andrés Rivera.

Durante el sobrevuelo del lunes, realizado a una altura promedio de 250 metros, se detectó la presencia de témpanos de hielo en el fondo de ambos lagos. "Se puede decir con certeza que hay agua que está llegando a la zona y que se está acumulando en las mismas cuencas que fueron vaciadas", recalcó Rivera, que agregó que este proceso podría ser lento y depende de la velocidad a que se derriten los hielos en el área, que es lenta en invierno.