Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Familiares de víctimas del atentado a un avión cubano critican la libertad a Posada

El Comité de Familiares de las víctimas del atentado contra un avión cubano en 1976 denunció ayer la "inacción" del Gobierno de EE UU en el caso del anticastrista Luis Posada Carriles, acusado por Cuba y Venezuela de ese atentado, y consideró "inadmisible" que quede en libertad bajo fianza, como decidió el pasado viernes un tribunal estadounidense.

Este comité hizo ayer una declaración en la que exigió al Gobierno de Washington que haga "justicia", que "cese de proteger" a Posada Carriles, que "acabe con la impunidad" y que cumpla con los convenios que "le obligan a juzgar en su territorio" a Posada Carriles. La declaración fue divulgada durante la presentación del libro Crimen en Barbados, del periodista cubano Nicanor León Cotayo, que analiza en detalle el atentado contra un avión de Cubana de Aviación, que explotó en pleno vuelo el 6 de octubre de 1976, tras despegar de la isla de Barbados.

Bombas en La Habana

Luis Posada Carriles, de 79 años, nacido en Cuba y nacionalizado en Venezuela, es un ex agente de la Agencia Central de Inteligencia (CIA) de EE UU. También está acusado por Cuba de la colocación de varias bombas en hoteles y restaurantes de La Habana en 1997, que provocaron la muerte de un turista italiano y varios heridos.

"La inacción del Gobierno norteamericano al no aportar las pruebas que obran en su poder, las cuales revelan la naturaleza terrorista de este peligroso individuo y que permiten tipificarlo como tal, allanó el camino de una insólita e inaceptable decisión judicial (...)", subraya la declaración.

El pasado viernes, la juez estadounidense Katthleen Cardone ordenó la libertad bajo fianza del anticastrista Luis Posada Carriles, y el martes denegó una moción presentada por el Gobierno de EE UU para suspender la decisión de la magistrada.

Posada se encuentra actualmente recluido en una cárcel de El Paso (Nuevo México, Estados Unidos) y se enfrenta a dos procesos en ese país, uno ante los tribunales de justicia federales por fraude migratorio y falso testimonio, y otro en los tribunales migratorios por entrada ilegal en el país.

"Exigimos al Gobierno de los Estados Unidos que, si no quiere juzgar a Posada Carriles como terrorista, acceda a cumplir con la solicitud de extradición que le formuló el Gobierno Bolivariano de Venezuela en virtud del tratado vigente entre ambos países", afirman los integrantes del comité.

Las demandas y denuncias del comité coinciden con un artículo del convaleciente líder cubano Fidel Castro publicado ayer en el diario oficial Granma, en el que calificaba a Posada de ser un "monstruo" y acusaba a las autoridades estadounidenses de "protegerlo imputándole una simple violación de trámites migratorios".