Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Israel y la Autoridad Palestina acercan posturas en torno al plan de paz saudí

Un muerto en los enfrentamientos entre milicias palestinas en Gaza

La iniciativa lanzada por Arabia Saudí para lograr la normalización de las relaciones entre las naciones árabes e Israel ha sido el principal tema abordado hoy en la entrevista entre el primer ministro israelí, Ehud Olmert, y el presidente palestino, Mahmud Abbas. Éste último ha planteado la iniciativa como base para la reanudación de las negociaciones de paz con Israel, según han informado fuentes gubernamentales israelíes al concluir la entrevista. La reunión, que ha durado más de dos horas, se celebró según las fuentes en una atmósfera excelente aunque no se ha informado de ningún resultado concreto.

La iniciativa saudí propone a los Estados árabes normalizar sus relaciones con Israel si este país se retira de los territorios que ocupó durante la guerra de 1967 y permite el retorno a las tierras en las que vivían a los refugiados palestinos a raíz de la guerra de 1948-49 y la de 1967, y a sus descendientes. La ministra israelí de Exteriores, Tzipi Livni, ha dicho ya que Israel no podrá aceptar ese plan de paz si no le introducen cambios (en alusión al retorno de los 4,3 millones de refugiados).

Enfrentamientos entre palestinos

Mientras, las divisiones entre las distintas facciones palestinas que están a punto de formar un Gobierno de unidad siguen quedando plasmadas a diario sobre el terreno. Los enfrentamientos entre el movimiento nacionalista Al Fatah de Abbas y la organización islamista Hamas (que gobierna los territorios autónomos) se han cobrado hoy la vida de una persona (activista del grupo radical).

El fallecido, Mohamad Al-Kafarna, era miembro de la “fuerza auxiliar” formada por el Gobierno de Hamas en la Autoridad Nacional Palestina (ANP) en el pueblo de Beit Hanun, y murió al ser emboscado en su coche; la organización islamista responsabiliza el ataque a Al Fatah. Por su parte, un portavoz de este movimiento, Abed el Halim Auad, ha acusado a su vez a milicianos de Hamás de emboscar a milicianos de las Brigadas de los Mártires de Al Aksa, afiliadas a su movimiento.

Los enfrentamientos entre ambos grupos palestinos llegaron a su punto álgido en los meses de diciembre y enero pasados, hasta que ambas facciones firmaron los acuerdos del 8 de febrero en la ciudad saudí de La Meca para formar un Gobierno de unidad nacional, aún en gestación. Ahora, estas negociaciones peligran al ser la de hoy la primera víctima mortal desde el pacto entre Abbas y el primer ministro designado Ismail Haniya.

Tras su encuentro con Olmert, Abbas regresará mañana a Gaza para reanudar las negociaciones con Haniya. Éste ya declaró ayer en la radio televisión de la ANP que será el jueves cuando se anuncie la nueva coalición de Gobierno de Unidad Nacional y el sábado cuando pida el voto de confianza del Consejo Legislativo palestino. Olmert ha prometido boicotear este Gobierno de unidad si no reconoce la existencia del Estado israelí, renuncia a la violencia y acepta los acuerdos de paz provisionales impulsados por la comunidad internacional. El primer ministro israelí ha prometido sin embargo mantener los cauces abiertos con Abbas (respaldado por Estados Unidos), a pocas semanas de que la jefa de la diplomacia norteamericana, Condoleezza Rice, vuelva a visitar la región. El pasado 19 de febrero se reunieron sin ningún éxito Olmert, Abbas y Rice.