Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
AMENAZA DE GUERRA

El Gobierno español, dispuesto a ser coautor de una nueva resolución sobre Irak

George W. Bush y José María Aznar hablarán sobre los apoyos necesarios para aprobar el texto en la ONU en el rancho tejano del presidente de EE UU

El Gobierno español defiende de forma decidida una nueva resolución del Consejo de Seguridad de la ONU sobre la crisis iraquí que logre el mayor consenso posible y está dispuesto a ser coautor de esa iniciativa. Así lo han indicado hoy fuentes del Gabinete de José María Aznar, que hoy viaja a EE UU para entrevistarse con el presidente, George W. Bush, a quien transmitirá esta intención.

Según han informado dichas fuentes, la intención del Gobierno español es que el asunto no salga de la órbita de Naciones Unidas, por lo que estaría dispuesto a confeccionar un primer borrador del texto. Aznar expondrá esta voluntad a Bush en la reunión que mantendrá con el presidente de EE UU en su rancho de Texas, donde llegará en las próximas horas.

Según han explicado dichas fuentes, la posición de España se basa en el consenso de los miembros del Consejo de Seguridad en torno a la política de presión sobre el régimen de Sadam Husein, "y no centrar el problema en los plazos, sino en las obligaciones de desarme y su cumplimiento". Ayer, el secretario de Estado de EE UU, Colin Powell, ya adelantó que en el texto no incluiría "fechas límite" para el régimen de Sadam Husein.

El movimiento de Aznar se enmarca dentro de la ofensiva diplomática puesta en marcha para conseguir los nueve votos (de 15 miembros) necesarios para lograr el apoyo del Consejo de Seguridad a una nueva resolución que dé cobertura a un ataque a Irak.

El espíritu de la 1.441

Si bien no se han dado detalles de la resolución, las fuentes consultadas han indicado que el Gobierno español considera que el consenso es parte de la eficacia de la presión y defenderá una nueva resolución "que reafirme la 1.441 en su espíritu y en su letra".

En ese contexto se inscribe la cena de trabajo que Aznar mantuvo anoche con el presidente mexicano, Vicente Fox, y los contactos que el jefe del Ejecutivo español desarrolla esos días con otros miembros del Consejo de Seguridad y diversos países.

El tema se tratará también en la conversación telefónica que Aznar tiene previsto mantener el próximo domingo con el presidente ruso, Vladimir Putin, tras su regreso a Madrid desde Estados Unidos.

"La credibilidad de la ONU merece un sacrificio"

El embajador de EE UU en España, George L. Argyros, ha enviado una carta al coordinador general de IU, Gaspar Llamazares, en la que le dice que la credibilidad de Naciones Unidas merece "el sacrificio" de una guerra contra Irak. Argyros responde así a la misiva que el líder de IU le remitió en el mes pasado, en la que transmitía el rechazo de la coalición a la guerra como solución a los conflictos.

"Creo que compartimos el objetivo común de un Irak democrático y estable, libre de armas de destrucción masiva, que deje de plantear una amenaza a sus vecinos", dice el embajador. Igualmente, expresa su discrepancia con el líder de IU, ya que "mantener la credibilidad de las Naciones Unidas y la relevancia del derecho internacional merece un sacrificio. Las generaciones futuras juzgarán con dureza si el mundo no actúa ahora para preservar a largo plazo las instituciones multilaterales que hemos creado para mantener la estabilidad y la paz", que, a su juicio, han mostrado una paciencia "notable" con Irak.

El embajador expresa la postura de su gobierno, que "cree que la alternativa, un régimen irresponsable en posesión de armas terribles e ilegales bajo el derecho internacional, acompañado de los restos quebrados de nuestras instituciones multilaterales, ineficaces e irreparables a causa de más de una docena de años de falta de acción frente al desafío de Irak, es un precio demasiado alto a pagar para una paz ilusoria a corto plazo".

Más información