PREPARATIVOS DE GUERRA

Bush: "Quiero justicia"

El presidente de EE UU afirma que su país busca al millonario saudí "vivo o muerto"

El presidente de EE UU, George W. Bush, ha lanzado una advetencia al régimen afgano para que se tome "en serio" la petición estadounidense de que entreguen a Osama Bin Laden, principal sospechoso de instigar los atentados de la pasada semana, ya que su país quiere "justicia" y, al terrorista saudí, "vivo o muerto".

"Quienes le dan cobijo, apoyo o alimento están sobre aviso", ha indicado Bush, quien según la CNN dio ayer un plazo de tres días para la entrega del millonario saudí. De lo contrario, Kabul deberá enfrentarse a un ataque masivo de EE UU.

Más información
Pakistán y Afganistán emprenden el despliegue de tropas en su frontera
Pakistán pide a Kabul la entrega de Bin Laden para evitar una catástrofe
Bush anuncia una guerra global y larga contra varios países que acogen a grupos terroristas
Bush apunta a Bin Laden y anuncia una acción arrolladora
El Congreso de EE UU da a Bush plenos poderes para hacer la guerra
El FBI afirma que el ataque fue ejecutado por 50 terroristas
Especial:: Ataque a EE UU
Gráfico animado:: La lista negra de EE UU
Debate:: ¿Cree justificado un ataque de EE UU a los países que cobijan terroristas?

En este sentido, Bush ha reiterado el mensaje que ayer lanzaban los secretarios de Estado y de Defensa: la lucha es no sólo contra Bin Laden y su santuario, sino contra todos las organizaciones terroristas y los países que las albergan.

"El objetivo inmediato es Osama Bin Laden, pero no es el único terrorista del mundo. Nosotros amamos la libertad y en esta guerra nos acompañan todos los que también la quieren. No permitiremos que nadie vuelva a atemorizar a América", ha indicado Bush.

"La guerra será larga"

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.
Suscríbete

En su segunda visita al Pentágono, donde se cree que hubo al menos 189 muertos, Bush ha vuelto a preparar al país para una contienda larga. "Ganaremos la guerra y habrá costes", ha indicado en referencia a las temidas bajas militares.

"El Ejército de Estados Unidos está preparado para defender la libertad a cualquier precio, la determinación militar nunca ha sido tan fuerte", ha subrayado el presidente.

Además, el presidente se ha negado a dar detalles de la respuesta que EE UU va a dar a los atentados: "Quiero dejar claro que la Administración no hablará de los planes que tiene o no tiene".

El presidente de EE UU, durante su segunda visita al pentágono.
El presidente de EE UU, durante su segunda visita al pentágono.EPA
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS