Iñaki Gabilondo, Miguel Ángel Silvestre, Olly Alexander y Jodie Comer protagonizan el número de ICON de abril

En una extensa y relajada entrevista el comunicador donostiarra explica los motivos para abandonar la actualidad diaria: “para hacer este trabajo hay que tener fe y yo la estaba perdiendo”

Por causa de la Semana Santa el número de abril de ICON llega este mes en viernes a los quioscos de toda España, excepto en Cataluña y Baleares donde acudirá puntual a su cita del primer sábado de cada mes. En portada, esta vez ofrece a sus lectores una cita con la voz. Con el buen sentido y la sensatez del periodista donostiarra Iñaki Gabilondo, que acaba de anunciar, a sus 78, años, que se retira del análisis de la actualidad diaria, pero va a seguir ejerciendo su profesión. En la extensa y relajada entrevista con Xosé Hermida que es tema de portada del número, Gabilondo atribuye su retirada parcial al paso del tiempo: “Ya hace mucho que sé que soy viejo, pero nunca como ahora había visto que formo parte de ese material desechable que somos los viejos para ese virus gerontófobo que nos ha atacado”. En su opinión, “para hacer este trabajo hay que tener fe y yo la estaba perdiendo. Resulta incómodo salir a la palestra con un escepticismo excesivo”. Repasando sin prisas y con rigor sus más de cinco decenios de intensa trayectoria profesional, Gabilondo reconoce que el expresidente José María Aznar llegó en algún momento a exasperarle: “Me sacaba de quicio. Con él llegué a perder la templanza. Hoy le criticaría igual, pero no me enorgullezco de haber aparcado en alguna ocasión las buenas maneras”.

El comunicador tiene mucho que decir sobre la evolución de España en las últimas décadas (“el peor momento de nuestro país llegó cuando nos creímos ricos y perdimos la humildad”), sobre el espíritu de la Transición (”la actual es la primera generación que pide cuentas a las anteriores. Dicen: “Vaya mierda de democracia nos habéis dejado”. Nosotros nunca le dijimos a nuestros padres que nos habían dejado un país de mierda. Y estábamos en una dictadura”) o el presente y futuro del periodismo (“Ibai Llanos ya es un clásico y dentro de diez minutos será convencional. A mí los youtubers me ven como un paquidermo, pero les hago gracia”).

Además de la entrevista con Gabilondo, el número de abril incluye una generosa dosis de ficciones audiovisuales de muy alto nivel, con protagonistas como Miguel Ángel Silvestre, Olly Alexander, Jodie Comer, Thomas Vintenberg o Jaime Zatarain. Silvestre nos ha hablado de la locura que supuso en su día ponerse en la piel del Duque, su personaje en ese fenómeno popular que fue la serie Sin tetas no hay paraíso, y de la experiencia de volver a interpretar años después a un tipo duro y de alto voltaje en su nuevo estreno, Sky rojo: “Mi profesor de interpretación solía decirme que se me escapa el chaval de Castellón, que yo no puedo hacer de duro fajado porque se me ponen los ojos redondos enseguida. Pero, mira por dónde, era precisamente eso lo que gustaba del Duque”. La británica Jodie Comer ha explicado a ICON cómo consiguió el papel de su vida, el de la asesina a sueldo Villanelle en Kiling Eve, “en plena resaca, tras una noche de juerga en Barcelona seguida de 13 horas de vuelo a Los Ángeles”. Y Olly Alexander, protagonista de It’s a Sin, se felicita por el debate que ha suscitado la serie sobre los estragos que causó la primera irrupción del sida en la comunidad LGTBI (“nunca me hubiera esperado una cosa así, es algo que me supera y me emociona”) y reivindica que se cuenten las historias de colectivos hasta ahora excluidos en gran medida de las ficciones más populares: “Creo que si vas a contar una historia queer lo lógico es que contratas a actores queer. Yo no tengo ningún interés en interpretar a una persona heterosexual”.

También de diversidad y tradicional discriminación trata el reportaje de Juan Sanguino sobre las razones que explican la escasez de protagonistas racializados en películas y series españolas. Además, ICON incluye una producción de moda realizada en las calles de Jerez de la Frontera, un reportaje sobre la Sala del Cel y otros locales hoy míticos de la escena de la música electrónica de Girona de los primeros ochenta, una entrevista con la cantante badalonesa Maria Arnal o un encuentro con el fotógrafo Alberto García-Alix, que reivindica su obra escrita en el libro Moriremos mirando.

Todo esto y mucho más, gratis el viernes 2 de abril con EL PAÍS y a la venta el resto del mes por 3,5 €.

Puedes seguir ICON en Facebook, Twitter, Instagram,o suscribirte aquí a la Newsletter.

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50