Guía para Naviluz, el autobús para ver las luces de Navidad en Madrid

El recorrido de 50 minutos por el alumbrado de las calles más emblemáticas de la capital devuelve el espíritu navideño a la ciudad y estará disponible del 26 de noviembre al 6 de enero

El alcalde madrileño, José Luis Martínez Almeida, inaugura el autobús Naviluz tras el encendido de las luces navideñas este viernes en Madrid.
El alcalde madrileño, José Luis Martínez Almeida, inaugura el autobús Naviluz tras el encendido de las luces navideñas este viernes en Madrid.Kike Para

Queda inaugurada la Navidad en Madrid con el encendido de las luces este viernes, que cuenta con casi 6.700 cadenetas luminosas, 118 cerezos y 13 abetos decorados con bolas y guirnaldas brillantes. La ciudad se llena de luz y color. También, de familias con niños que quieren disfrutar del espectáculo lumínico. Una de las maneras más cómodas para no perderse ninguno de los puntos más especiales de la iluminación navideña es recorrer la ciudad con el bus Naviluz. Se puede hacer desde la parte superior descapotada, desde la que se pueden observar con claridad los decorados navideños, o en la parte inferior, en caso de que llueva o haga frío.

El autobús rojo hace un recorrido único por las luces de Navidad dispuestas en las calles más emblemáticas de la capital. El Ayuntamiento ha puesto en marcha este viernes el servicio especial, el mismo día que se ha encendido el decorado luminoso, que estará disponible hasta el próximo 6 de enero. El autobús parte de la plaza de Colón, frente a los jardines del Descubrimiento, en el número 30 de la calle de Serrano. El camino acaba en el número 21 de la misma calle y devuelve el espíritu navideño a la ciudad.

El alcalde, José Luis Martínez-Almeida, ha señalado que el espectáculo es importante para la gente que viene de fuera, pero más para los madrileños: “Después del año y medio tan complicado que hemos pasado, las luces sirven para que tengamos la esperanza de que en 2022 podamos superar el drama y la crisis y así recuperar ese Madrid prepandemia”. La ingente cantidad de personas que han celebrado el encendido en las calles este viernes, a un mes de la Navidad, recuerda a la fiesta de año nuevo sin pandemia.

Este año, la visita más esperada por los viandantes ha sido el abeto de 18 metros de alto con 150 cordones luminosos y 27.000 puntos de luz en la nueva plaza de España, abierta el pasado lunes tras una reforma que ha durado más de dos años y medio. Bajo la enorme estructura, hay seis paquetes de regalo en formato 3D que miden más de un metro de altura.

El vehículo recorre las siguientes calles del centro de Madrid: calle de Serrano, plaza de la Independencia, plaza de Cibeles, calle de Alcalá, Gran Vía, Reyes, Maestro Guerrero, San Leonardo, plaza de España, calle de Velázquez, José Ortega y Gasset y Goya.

Almeida ha asistido a la inauguración del recorrido. “Carabante, ¿cómo está el tráfico, no?”, bromea entre risas refiriéndose al delegado de Medio Ambiente y Movilidad del Ayuntamiento. Dos furgones de policía preceden al autobús para cortar el tráfico en la gran avenida. Desde la parte superior del bus, no se ven las aceras porque los viandantes invaden las calles entre la muchedumbre. Los cordones luminosos, compuestos por 27.000 puntos de luz con tecnología led, son horizontales y desprenden luces azules, moradas y rojas. Los gatos, poco navideños, del año pasado se han sustituido por los camellos de los Reyes Magos dibujados por luces blancas.

Entre los puntos más importantes que visita este autobús también se encuentra la legendaria bola gigante situada entre la calle de Alcalá y la Gran Vía. La bola lumínica de 12 metros de diámetro, situada frente el edificio Metrópolis y dedicada al Patrimonio de la Unesco, brilla con luces intermitentes de colores. En la Puerta del Sol se mantiene el enorme árbol de luces rojas y verdes de cada año. A unos metros de este, las brillantinas plateadas cuelgan de la plaza de Canalejas.

La fuente de Neptuno está iluminada por unas luces que recrean una bandera de España en el agua que cae de la fuente. Pero, no es la única ubicación donde está presente. La bandera también tiñe de rojo y amarillo la fuente de Cibeles, frente al Consistorio madrileño.

Las luces de Navidad en la plaza de Canalejas de Madrid desde el autobús Naviluz.
Las luces de Navidad en la plaza de Canalejas de Madrid desde el autobús Naviluz.Kike Para (EL PAÍS)

El paseo del Prado está presidido por una menina enorme plateada y la calle de Alcalá brilla por un enorme manto de luces azules que desemboca en la Puerta de Alcalá, que acoge un belén luminoso entre sus grandes arcos. También, el parque del Retiro se ilumina por los árboles vestidos con luces rojas y moradas.

El horario de Naviluz de domingo a miércoles es de 18.00 a 23.00. De jueves a sábado y festivos, es de 18.00 a 00.00. Los días 24, Nochebuena, 31 de diciembre, Nochevieja, y 5 de enero, Día de los Reyes Magos, no se prestará servicio. El viaje dura entre 40 y 50 minutos. El intervalo entre autobuses es de 10 minutos.

Las entradas para Naviluz están disponibles en la página web de Alsa, el único canal posible para conseguirlas. La entrada general cuesta seis euros. Los pequeños hasta los siete años podrán disfrutar del recorrido de manera gratuita. También, existen descuentos para los mayores de 65 años, menores de siete a once años, usuarios con discapacidad igual o superior al 33% y viajeros con movilidad reducida, cuyas entradas cuestan tres euros.

Al comprar las entradas online, se asignará un número de asiento para cada visitante. Aunque la entrada para niños hasta siete años es gratuita, es imprescindible obtenerla para que puedan subirse al autobús. Se pueden llevar las entradas en el móvil o impresas en papel.

La actividad es una de las ofertas de ocio navideñas más veteranas en la capital. Esta se inauguró en 2006 como alternativa al uso del coche privado en la ciudad para ver las luces de navidad. La Unión Temporal de Empresas (UTE), que se encarga de los autobuses turísticos de la ciudad, se ocupa de los viajes en esta edición, como lo hizo hace dos años. La compañía pide no acudir hasta cinco minutos antes de la hora de salida del autobús, para evitar aglomeraciones.

Suscríbete aquí a nuestra newsletter diaria sobre Madrid.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS