La crisis del coronavirus

Ayuso: "Yo no soy la responsable de los recursos humanos de la Consejería de Sanidad”

La presidenta de Madrid confirma que los profesionales que irán al nuevo hospital de pandemias saldrán del resto de centros públicos madrileños pero no concreta cuántos ni de dónde

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, en la Asamblea de Madrid el 22 de octubre. En vídeo, la tensa entrevista de Ayuso con Telemadrid.MARTA FERNÁNDEZ JARA / EUROPA PRESS (VÍDEO: TELEMADRID)

Dice la presidenta de la Comunidad de Madrid que ella no es la responsable de los recursos humanos del Gobierno regional, que a ella no le compete entrar en cómo se va a dotar un hospital de 1.000 camas sin drenar recursos de otros centros de Madrid y sin contratar a más profesionales. Lo hizo en una entrevista este domingo por la noche en Telemadrid. La periodista la interpela sobre cuántos sanitarios han contratado para el nuevo hospital de pandemias, el Isabel Zendal, que está ya a un 82% de su construcción y cuya entrega está prevista para el 31 de octubre: el próximo sábado. 40.000 metros cuadrados en tres pabellones modulables que tendrán 960 camas de agudos y 48 de críticos y cuidados intermedios que, hasta ahora, ha costado 50 millones de euros.

“Pues estamos ahora mismo en esa contratación, lo que se está viendo sobre todo es que el refuerzo venga de otros hospitales y con ello hacer ese operativo para que el hospital, que está a punto de entregarse, tenga todo el personal dispuesto”, contestó la presidenta. Los centros madrileños están ahora en un delicado equilibrio que los mantiene en alerta, los ingresos se han estabilizado pero no así sus unidades de cuidados intensivos, que han sufrido un pequeño repunte en la última semana, y que provocan la ocupación de otros espacios de los hospitales con la consecuente paralización de la actividad rutinaria. A eso se suma una plantilla agotada tras ocho meses de pandemia y una abultada lista de espera para quirófanos y pruebas. Por eso, la periodista del canal de televisión, Silvia Intxaurrondo, insiste en saber cómo se van a gestionar esos recursos humanos.

—¿Y no se arriesga a que otros hospitales vayan a quedar desasistidos...?, le pregunta la presentadora.

—No va a faltar nada, es una buena noticia, quiero decir, donde parece que hay una mala noticia… No… Es un nuevo hospital y es una muy buena noticia y lo que va a haber es una reorganización de efectivos sanitarios para que se pueda… No va a faltar nada, es decir, es una muy buena noticia que Madrid tenga un nuevo hospital con 1.000 camas y va a tener casi tantas UCI como tienen otras... Todas... Una provincia entera de España. No le va a faltar de nada.

Ayuso se remite una y otra vez a la buena noticia que supone un hospital con 1.000 camas y 48 camas de cuidados intensivos y cuidados intermedios. En Madrid no hay muchos centros de esas dimensiones, pero sí varios que debido a la brutal transformación que tuvieron que hacer en marzo dan ahora cabida a ese número de críticos: en zonas específicas para ellos (UCI Médica, que está en este momento al 107% de su capacidad original) y en otros lugares como unidades de reanimación y quirófanos, que fueron reconvertidos para poder atenderlos.

El Ramón y Cajal tiene 901 camas instaladas —según la última memoria oficial, de 2018— y 5.223 profesionales y el 23 de octubre tenían 34 críticos de covid; el 12 de Octubre tiene 1.256 plazas y 6.832 personas en plantilla, hay ingresados allí otros 34 enfermos graves; en La Princesa, con 524 puestos, trabajan 2.374 personas y 12 pacientes ocupan sus camas de críticos; y en La Paz, con 1.268 camas, tienen 7.397 empleados y 42 personas que requieren un hueco en la UCI.

Aún con esos volúmenes de nóminas, los centros en Madrid nunca han estado holgados de profesionales, llevan años sometidos a unos recortes cuyas consecuencias se han visto agudizadas por la pandemia. Y los más de 10.000 profesionales que contrató la Comunidad como refuerzo durante la primera ola de la crisis, no les hace tener manos de sobra. Por eso, la periodista repite a Ayuso que no le salen “las cuentas”. “Si coge a personal sanitario de otros hospitales y lo traslada al hospital de Valdebebas sabiendo la presión que hay...”, la interpela.

La presidenta contesta:

—Sí, pero porque se van a duplicar, porque se van a reorganizar, pero es que yo no soy la responsable de los recursos humanos de la Consejería de Sanidad. Yo creo que la presidenta de la Comunidad no tiene que entrar al detalle de cómo van a reorganizar los turnos, el material, yo creo que eso a mí no me compete. A mí lo que me compete es haberle dicho a la Consejería de Sanidad quiero... Creemos que ha de haber un hospital en tal lugar, y la proeza de construir en tan solo tres meses un hospital que va a sorprender al mundo es lo que a mí me ha de ocupar. Y que por supuesto el personal sanitario de la Comunidad de Madrid esté respaldado, que esté trabajando en las mejores condiciones y que no falte, que es lo que vamos a garantizar, que no falte, pero yo no he de bajar a esa letra pequeña. Como comprenderán son preguntas que no se le hace a un presidente autonómico normalmente. Mi responsabilidad es que haya un hospital público de la máxima calidad funcionando en los próximos días.

La entrega será, previsiblemente, en una semana. Dotarlo, según dijo la semana pasada el consejero de Sanidad, Enrique Ruiz Escudero, tardará otras semanas. Esperan que esté funcionando antes de final de año. Para entonces tendrán que haber concretado cómo y para qué estará operativo ese centro, cuántos profesionales harán falta y de qué centros saldrán. Pero antes, este 27 de octubre, los sanitarios han vuelto a ser llamados a la huelga por la Asociación de Médicos y Titulados Superiores; han secundado varias, en atención primaria, hospitalaria y el servicio de emergencias Summa, tanto médicos internos residentes como adjuntos, desde que comenzó la pandemia. ¿La razón? “El maltrato” al que llevan sometidos desde hace años.

En sendas entrevistas esta mañana en Antena 3 y Onda Madrid, Ruiz Escudero ha explicado que el hospital de Valdebebas se activará de forma similar a como se hizo con el hospital temporal de Ifema, cuando lo requiera la situación sanitaria de la región, en este primer caso por la pandemia de la covid-19 y que se nutrirá de sanitarios procedentes de otros centros “que ya conozcan bien” el funcionamiento de este modelo hospitalario, “totalmente distinto” a los demás, y ha garantizado que se reforzarán los hospitales que cedan personal a la nueva instalación.

Información sobre el coronavirus

- Aquí puede seguir la última hora sobre la evolución de la pandemia

- Así evoluciona la curva del coronavirus en España y en cada autonomía

- Descárguese la aplicación de rastreo para España

- Buscador: La nueva normalidad por municipios

- Guía de actuación ante la enfermedad

Lo más visto en...

Top 50