_
_
_
_

El Gobierno de Andalucía se distancia de Vox y reafirma su voluntad de mantener la coalición de PP con Cs

Diputados autonómicos de Ciudadanos defienden a Casado y cargan contra su candidato a la Junta

El vicepresidente de la Junta de Andalucía, Juan Marín, junto al consejero de Presidencia, Elías Bendodo, este martes durante la rueda de prensa tras el Consejo de Gobierno.
El vicepresidente de la Junta de Andalucía, Juan Marín, junto al consejero de Presidencia, Elías Bendodo, este martes durante la rueda de prensa tras el Consejo de Gobierno.Joaquin Corchero (Europa Press)
Lourdes Lucio

En los tres años de vigencia de la coalición PP y Ciudadanos en Andalucía, los mayores ruidos casi siempre han venido del exterior, bien por la celebración de las elecciones generales o en otras comunidades, en las que ambos competían por el mismo espacio; o por fichajes inesperados como fue el de Fran Hervías, ex secretario general de Cs con Albert Rivera, por parte del PP. Ahora el estruendo llega a Andalucía desde Castilla y León por el “problema”, en palabras del consejero de la Presidencia, Elías Bendodo, para formar un Gobierno presidido por el PP en el que Vox ha pedido entrar.

El Gobierno andaluz ha marcado este martes distancias con la ultraderecha, aunque lo ha hecho de forma pasiva, defendiendo el vigor de la coalición de PP y Ciudadanos y renovando los votos para reeditar, si dan los números, una nueva alianza otros cuatro años más. “Después de 37 años de socialismo, el Gobierno es leal, fuerte y estable. Las cosas que funcionan no hay que cambiarlas, sino cuidarlas y reforzarlas. Los actores tienen que ser los mismos. Cambiar una inercia de 37 años no se puede hacer en cuatro, sino al menos en ocho”, ha dicho el consejero de la Presidencia. “El objetivo es renovar esta coalición”, ha subrayado el vicepresidente andaluz y candidato de Cs a la Junta, Juan Marín.

El canto a la fórmula de la coalición de PP y Cs en Andalucía viene a cuento porque la hipotética entrada de Vox en el Ejecutivo castellanoleonés le pone en bandeja al PSOE de Andalucía un argumento que le ha funcionado bien desde el siglo pasado —el miedo a la derecha― y con el que van a martillear hasta que se celebren las elecciones andaluzas. “Que cada palo aguante su vela, si no quieren gobernar con Vox que lo digan claramente”, ha insistido esta mañana el secretario general del PSOE andaluz y candidato a la Junta, Juan Espadas, quien ha afirmado que él “no apela al miedo”, sino que “informa de los retrocesos de derechos” si Vox coge sitio en San Telmo.

El PP andaluz trabaja por obtener un resultado suficiente para no tener que negociar un Gobierno con la ultraderecha en una comunidad donde, en las elecciones del 2 de diciembre de 2018, la abstención de los votantes de izquierda (alrededor de 700.000) permitió una carambola que situó a Juan Manuel Moreno en la presidencia de la Junta con el peor resultado del PP en toda su historia. Entonces, la preocupación de los populares era impedir que Ciudadanos les superara en votos. Ese temor está conjurado, según todas las encuestas, y ahora el objetivo es sumar más que las izquierdas, que Vox no sea determinante y que Cs ayude en lo que pueda.

Puntualización a Egea

Pero la loa a la fórmula de la coalición andaluza también tenía otro destinatario: el secretario general del PP, Teodoro García Egea, quien el lunes proclamó que “los gobiernos de coalición no están sirviendo a la gente” y “no están arrojando una experiencia satisfactoria”. Así ha sido en Murcia, Comunidad de Madrid y Castilla y León, que acabaron en ruptura del PP y Cs, ha venido a replicarle Bendodo. “No se refería al caso de Andalucía. Aquí funciona bien y tiene vocación de continuidad”, ha dicho tras la reunión semanal del Consejo de Gobierno. “Si esto les molesta a otros desde Despeñaperros para arriba pues se van a tener que aguantar”, ha apostillado el coordinador de Cs.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

El Gobierno andaluz ha insistido en alargar al máximo la duración del actual mandado (la fecha tope para la convocatoria electoral es 27 de noviembre) tras los resultados en Castilla y León. “Queda el 25% de legislatura”, ha dicho Bendodo, quien confía en seguir pactando a su derecha y a su izquierda para sacar adelante las iniciativas legislativas.

El tuit de Marín sobre Casado

Marín se ha mostrado muy crítico, en línea con la dirección nacional de su partido, con el adelanto de las elecciones en Castilla y León. “Pablo Casado le ha entregado a la extrema derecha el Gobierno de Castilla y León”, escribió en su cuenta de Twitter, al tiempo que añadía: “Mientras los andaluces quieran centro y no extremos, yo los defenderé y no dejaré que Vox rompa con las libertades democráticas de Andalucía”.

Tres diputados autonómicos de Cs (tiene 21) interpretaron este mensaje como un ataque a Casado y han cargado contra Marín en las redes sociales. “Ni @populares ni su presidente, @pablocasado_, son el adversario. Esto ni suma ni da estabilidad a Andalucía. Y tampoco es coherente cuando nos sentamos juntos cada martes en un Consejo de Gobierno”, escribió el exportavoz del grupo parlamentario, Sergio Romero, y actual vicepresidente tercero del Parlamento. Los diputados Javier Pareja y Raúl Fernández se manifestaron en el mismo sentido. Muchos no entienden el objetivo final de esta crítica, porque hasta en el PP andaluz no se ha entendido ni compartido el adelanto en Castilla y León por el riesgo que entrañaba disolver las Cortes sin un motivo claro.

El grupo de Cs ha vivido y vive en un clima de permanente división prácticamente desde el inicio de la legislatura. La apuesta decidida de la presidenta nacional, Inés Arrimadas, por Marín, después de algunas dudas, decantó a una mayoría del grupo a favor del vicepresidente de la Junta quien fue elegido candidato a la Junta en unas primarias exprés en diciembre. Marín se presentará candidato de nuevo, salvo cambio de última hora, por la provincia de Sevilla, una de las tres circunscripciones en las que las posibilidades de sacar escaño son más altas.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_