Elecciones catalanas

Salvador Illa será el candidato del PSC a la Generalitat

Miquel Iceta ha comunicado su renuncia en una ejecutiva celebrada este mediodía

El ministro de Sanidad y secretario de organización del PSC, Salvador Illa, acompañado del secretario general del PSC, Miquel Iceta, a su llegada esta tarde a la sede del partido en Barcelona. En vídeo, fragmento de la comparecencia conjunta.Quique Garcia / EFE / epv

El candidato del PSC a la Generalitat será Salvador Illa, actual ministro de Sanidad y secretario de Organización de ese partido. En contra de todos los pronósticos y de cualquier previsión, el secretario general de los socialistas catalanes, Miquel Iceta, ha anunciado este miércoles su renuncia en una ejecutiva de la formación que ha comenzado a las 13.00 y ha propuesto el nombre de Illa. Esta tarde se ha celebrado un consejo nacional del PSC para aprobar el nombramiento del ministro de Sanidad y las candidaturas electorales que este martes acordó la comisión de listas del partido.

En esas candidaturas no figuraba el nombre de Iceta porque formalmente lo había de aprobar el consejo nacional, pero nadie en el PSC dudaba que él iba a ser el candidato. Las especulaciones sobre el relevo de Iceta por Salvador Illa arrancaron hace meses y siempre fueron desmentidas por ambos, pero se han hecho realidad en el último minuto.

Aunque el PSC es un partido soberano para elegir a sus candidatos y aprobar su programa, diversas fuentes socialistas explican que finalmente se ha impuesto el criterio del PSOE y de Pedro Sánchez de relevar al primer secretario del PSC. Entre ambos existe muy buena sintonía política, pero el presidente del Gobierno y líder del socialismo español siempre ha considerado que era necesaria una renovación en el liderazgo del PSC como condición para poder crecer electoralmente en Cataluña y que Iceta formaba parte de la “vieja política”, porque ya estaba en la sala de máquinas del Ministerio de Defensa con Narcís Serra en el primer Gobierno socialista de Felipe González.

De ahí que Sánchez ya intentara en su día la renovación en el PSC ofreciendo a Iceta la presidencia del Senado, pero el veto del independentismo en el Parlament de Cataluña al nombramiento de Iceta como senador autonómico frustró aquella operación. Los socialistas catalanes siempre estuvieron con Pedro Sánchez durante el proceso que derivó en su destitución como secretario general del PSOE y posteriormente en el proceso de primarias que le aupó a la dirección del partido.

El PSC obtuvo en las últimas elecciones catalanas 17 diputados y afronta las del 14 de febrero con unas expectativas de crecimiento electoral procedente de la previsible pérdida de escaños que sufrirá Ciudadanos, que en 2017 logró 36 parlamentarios. La apuesta por Illa pretende incrementar los pronósticos de los sondeos, que otorgan al PSC hasta 25 escaños.

Además de eso, el perfil político del todavía ministro de Sanidad es muy diferente al de Iceta y no genera en un sector del independentismo el mismo rechazo que el del actual líder del PSC. Ese hecho haría más fácil el camino hacia un acuerdo parlamentario de ERC, el PSC y Catalunya en Comú Podem para la formación de un Gobierno con los socialistas dentro o fuera, en función de cómo se concrete el pacto.

Iceta ha hecho una breve intervención en la ejecutiva del PSC en la que ha asegurado que el objetivo del partido no era lograr unos cuantos escaños más, como pronostican las encuestas, y quedar como segundo partido más votado. “Nuestro objetivo es ganar las elecciones y lograr la presidencia de la Generalitat”, ha dicho Iceta. Por eso, ha añadido, su obligación es la de “proponer al mejor candidato en la actual coyuntura para que los catalanes y las catalanas perciban que el cambio es posible”.

El PP y Ciudadanos han arremetido en las redes sociales contra el nombramiento de Illa como candidato a las elecciones catalanas. “La preocupación de Illa no era la salud de los españoles, era ser candidato a la Generalitat”, ha escrito el secretario general del PP, Teodoro García Egea, que ha acusado a Illa de usar el ministerio como “escaparate”. Por su parte, la líder de Ciudadanos, Inés Arrimadas, ha asegurado: “En medio de la peor pandemia vivida en un siglo y con unos meses durísimos todavía por delante, el PSOE decide descabezar el Ministerio de Sanidad para presentar a Illa de candidato en Cataluña”.

En esa misma línea, la portavoz de Junts per Catalunya en el Congreso y candidata a la Generalitat, Laura Borràs, ha censurado la marcha de llla del ministerio. “Debe de ser el único caso que en plena pandemia mundial un ministro decide priorizar los intereses electorales”, ha dicho. Por su parte, el vicepresidente de la Generalitat y candidato de Esquerra, Pere Aragonès, ha escrito en Twitter: “Más allá del cambio de caras, el objetivo del PSC sigue siendo el mismo: ir a buscar votos hacia la derecha”. En opinión del líder independentista, “el 14-F irá de ERC o PSC, república catalana o inmovilismo”.


Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50