PATRIMONIO HISTÓRICO

Robadas las letras ‘art déco’ del rótulo de la Granja Vendrell de Barcelona

Dos personas con una escalera y con monos de trabajo desmontaron y se llevaron las piezas el domingo por la mañana a la vista de todos

La fachada de la Granja Vendrell de Barcelona sin las letras 'art déco'
La fachada de la Granja Vendrell de Barcelona sin las letras 'art déco'Carles Ribas

La Granja Vendrell, un establecimiento casi centenario de Barcelona que bajó la persiana el pasado septiembre, denunció ayer que le han robado las letras de estilo art-déco de la fachada. Con un mensaje en las redes sociales, los propietarios de la granja, que cerraron por jubilación, han alertado de la desaparición de las piezas, que están catalogadas, aprovechando las obras de remodelación del local. Situada en el número 59 de la calle Girona, la Granja Vendrell fue fundada en 1921 y las letras robadas son de la década de los cuarenta.

Demetri Vendrell, propietario, explicó que el domingo por la mañana un vecino le alertó de la desaparición de las letras de la fachada. En un primer momento, pensó que las habían retirado para limpiarlas, puesto que la nueva inquilina está haciendo obras de reforma para volver a abrir una granja en el mismo lugar. La sorpresa llegó cuando contactó con ella y se dieron cuenta del robo.

Según explica Vendrell compungido, algunos vecinos vieron como dos personas, con una escalera y vestidas con mono de trabajo, pasaron un buen rato retirando las letras de la fachada “con total naturalidad” el domingo por la mañana. Este desparpajo propició que los vecinos pensaran que la retirada formaba parte de las obras de remodelación y nadie se alertó.

Las letras del rótulo, junto con otros elementos del local, como una lámpara, un mármol o unos espejos, están catalogados y protegidos por el Ayuntamiento de Barcelona en el catálogo de Establecimientos Emblemáticos de la ciudad. Vendrell explica que las letras tienen un “valor patrimonial” pero todavía más un “valor sentimental” para su familia.

La nueva inquilina denunciará el robo, pero entre todos están intentando hacer un llamamiento en redes y a través de anticuarios para intentar encontrar las letras robadas, explicó Vendrell, que no entiende cómo ha podido pasar una cosa así.

Lo más visto en...

Top 50