El temporal impide a los medios aéreos buscar la avioneta antiincendios desaparecida entre Ourense y Zamora

El rastreo por tierra y por aire se amplía a la frontera con Portugal. El último contacto con el piloto sevillano, con esposa y dos hijos, fue a las 12.30 del miércoles

El avión desaparecido, en una foto de archivo de la propia compañía.
El avión desaparecido, en una foto de archivo de la propia compañía.

La búsqueda de una avioneta contraincendios que desapareció el miércoles por la mañana cuando volaba desde el sur de la provincia de Lugo hasta Córdoba se ha reanudado esta mañana, primero centrada en los municipios zamoranos de Camarzana de Tera y Río Negro del Puente. No obstante, a medida que avanzaron las horas el mayor despliegue de medios se trasladó al límite entre Zamora y Ourense y acabó ampliándose a la frontera de estas provincias con Portugal. El último contacto con el aparato se produjo a las 12.30, cuando ya llevaba una hora de vuelo y se disponía a dar la vuelta ante las adversas condiciones climatológicas que se había encontrado cuando sobrevolaba la provincia de Salamanca, según ha apuntado la Guardia Civil. El fuerte temporal de lluvia y viento que azota el Noroeste ha impedido trabajar a los medios aéreos, considerados “fundamentales” para localizar la avioneta en una zona muy escarpada. Solo un helicóptero de la Guardia Civil de Ourense llegó a despegar por la mañana pero enseguida tuvo que regresar a su base.

La avioneta despegó a las 11.35 del miércoles de la base de Doade, en el municipio de Sober (Ribeira Sacra lucense, próxima a Monforte de Lemos), para un vuelo de traslado (no de labores urgentes de extinción) a Córdoba, según ha informado la compañía Plysa, propietaria del monoplaza Thrush 710P, con matrícula EC-MXL. La empresa ha precisado que el último contacto fue a las 12.30 y que informó inmediatamente a las autoridades tras perder la comunicación con el piloto, cuya identidad fue facilitada este jueves por la tarde por la subdelegación del Gobierno en Ourense.

El profesional desaparecido es Santiago Durán, de origen sevillano, casado y con dos hijos. Su familia —la esposa, una hermana y el padre— se han desplazado hasta A Gudiña (Ourense) para seguir de cerca los trabajos de rastreo, de momento infructuosos. La empresa señala en un comunicado de prensa que la prioridad en este momento es encontrar al tripulante y “atender a sus familiares”. El aparato despegó a pesar de que las previsiones meteorológicas eran adversas para la zona, después de una noche de fuerte borrasca en la que en Galicia cayeron más de 5.000 rayos. El último mensaje del piloto indicaba que se encontraba volando “a 35 minutos de León”. Según ha indicado la Subdelegación del Gobierno en Ourense, de momento el objetivo es encontrar el aparato, y será la Policía Judicial de la Guardia Civil quien luego deberá investigar las causas y plantearse cuestiones como la de si la avioneta “debería o no debería” haber despegado de la base el miércoles. La búsqueda se suspendió al caer la tarde y, según informa una portavoz oficial de la Guardia Civil en Ourense, se retomará mañana viernes a partir de las ocho.

La base de coordinación del operativo de búsqueda se ha montado en el antiguo albergue de peregrinos de A Gudiña. Allí se hallan representantes de la Subdelegación del Gobierno en la provincia y los mandos de la Guardia Civil en Ourense. Por su parte, el subdelegado del Gobierno en Zamora, Ángel Blanco, ha declarado este jueves por la mañana que “cabe la posibilidad” de que la avioneta desaparecida “se encuentre en el triángulo formado entre las provincias de Zamora, Ourense y León”, sin concretar.

Fuentes de la Guardia Civil han añadido que la última señal del teléfono del piloto que fue registrada en las antenas de telefonía data de las 19.00 de este miércoles. Según ha informado este cuerpo de seguridad en Ourense, el dispositivo de búsqueda se centra en este rastro que dejó el único ocupante de la aeronave. A medida que avanzó el día, según el subdelegado del Gobierno en Ourense, Emilio González, los equipos gallegos fueron “peinando” y “pateando” la práctica totalidad del “escabroso” y “muy escarpado” límite entre Zamora y Ourense. Son áreas surcadas por caminos rurales y pistas que llevan a instalaciones eólicas, pero también hay lugares de “muy difícil acceso”, según el representante del Gobierno.

Se trabaja, además, en la zona norte de la autovía A-52, y en los territorios zamoranos de Hermisende y Lubián, y el Gobierno ha pedido la colaboración de la GNR (Guarda Nacional Republicana) portuguesa para rastrear la frontera, una tarea que prosiguió hasta el atardecer. En la parte gallega han sido movilizados, procedentes de distintos equipos de rescate, 19 vehículos, drones y dos aeronaves a las que se espera que se una mañana un helicóptero de salvamento de pesca. El mal tiempo está complicando la búsqueda desde el aire, algo que el subdelegado del Gobierno califica de “fundamental”. “No tenemos ningún indicio que nos ayude, nos centramos en la última geolocalización del teléfono”, ha reconocido González, que sitúa la “zona cero” de la búsqueda en el límite de Zamora y Ourense, a ambos lados, y detalla que a medida que vayan pasando las horas irán ampliando el foco “en círculos concéntricos”.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Un aviso del 112 Galicia puso el foco de acción durante unas horas en una zona concreta de Ourense, al informar de que la última localización registrada por la baliza estaba a la altura de Riós, en Trasestrada. Pero las hipótesis son muchas y cada vez el “triángulo” que citaba el subdelegado en Zamora es más grande. En la provincia castellano leonesa operan patrullas de la Guardia Civil, de Seguridad Ciudadana, del Seprona y los equipos Pegaso con drones, además de bomberos.

La aeronave colaboraba con la Xunta en la campaña de incendios, pero no se encontraba en tareas de extinción durante el vuelo en el que ha desaparecido, según ha aclarado la Consejería de Medio Rural. Plysa (Planificación y Soluciones Aéreas, S.L.) es una empresa filial de Air Nostrum que ofrece servicios aéreos de prevención y lucha contra incendios a administraciones públicas y tiene contratas en el sur de Europa, norte de África y Sudamérica.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS