Salvamento Marítimo rescata a más de 400 migrantes la noche del martes en aguas canarias

Nueve de los rescatados estaban agarrados a los restos de su embarcación, en la que, aseguran, viajaban otras 18 personas, desaparecidas

Un grupo de migrantes desembarca en el puerto de Arguineguín, en Gran Canaria, este miércoles.
Un grupo de migrantes desembarca en el puerto de Arguineguín, en Gran Canaria, este miércoles.BORJA SUAREZ (REUTERS)

Los equipos de emergencia han auxiliado durante la noche del martes a más de 400 inmigrantes en aguas de Lanzarote y Gran Canaria, que viajaban en siete embarcaciones. Entre estos migrantes se encontraban 59 mujeres y 24 niños que navegaban en aguas próximas a las islas, según han informado el 112 y de Salvamento Marítimo.

Entre las llamadas de alerta, Salvamento Marítimo recibió una con la posición de una embarcación en apuros que se encontraba entre 30 y 40 millas náuticas (entre 54 y 72 kilómetros) de las costas de Lanzarote. Cuando la Guardamar Calíope llegó a las coordenadas indicadas encontró nueve personas, un número muy inferior al que suele viajar en estas embarcaciones, en el agua y agarrados a los restos de la patera semihundida, detallan fuentes de Salvamento Marítimo. Los testimonios de los supervivientes, apuntan diversas fuentes, entre ellas la ONG Caminando Fronteras, apuntan a que hay otras 18 personas desaparecidas.

Helena Maleno, la responsable de la ONG Caminando Fronteras, ha informado de este siniestro en su cuenta de Twitter. “Si no vienen estamos muertos, no podremos aguantar ni media hora más”, fue el grito de socorro a la ONG desde la embarcación. La activista denuncia que los medios de rescate se activaron demasiado tarde a pesar de conocerse la posición geográfica, algo que fuentes de Salvamento Marítimo niegan. 58 de los ocupantes de una de las pateras rescatadas han sido trasladados al puerto de Lanzarote a las dos de la tarde (hora canaria).

Los recursos para la primera recepción e identificación de los inmigrantes en Lanzarote, en manos de la Policía Nacional, se encuentran al máximo de ocupación. Una nave sin condiciones de salubridad, ni ventilación, ni duchas y con apenas cinco baños químicos acogía este lunes a unas 400 personas. Durante la tarde del martes, según fuentes policiales y del Gobierno de Canarias, se sacó de allí a unas 150 personas, varias decenas de menores entre ellos. Un campamento de dos millones de euros, financiado con dinero europeo, está montado desde hace tres meses en la trasera de la comisaría de Arrecife, pero continúa cerrado. El Ayuntamiento ha bloqueado su apertura alegando que no es un lugar adecuado y que Interior no ha cumplido escrupulosamente los trámites para abrirlo.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

De todas las personas rescatadas, 199 han llegado al puerto de Arrecife, procedentes de cinco rescates efectuados por la Calíope y la Salvamar Al Nair. En el primer caso, la primera nave acudió en ayuda de una neumática y acabó localizando dos más, con un total de 127 inmigrantes subsaharianos a bordo: 96 hombres, 25 mujeres y seis niños. De todos ellos, una mujer, un hombre y un bebé fueron derivados al Hospital José Molina Orosa para que recibieran asistencia médica. Por su parte, la Al Nair prestó ayuda, también en Lanzarote, a dos pateras con ocupantes magrebíes, una con 35 personas (33 hombres y dos mujeres) y otra con 37 (25 hombres, una mujer y once niños).

Desde Gran Canaria, la Guardamar Concepción Arenal partió a socorrer a una neumática que se encontraba a unos 150 kilómetros de distancia, en una posición al sur de Fuerteventura, y localizó dos. En total, esa embarcación de Salvamento regresó al puerto de Arguineguín con 120 inmigrantes (82 varones, 31 mujeres y siete menores). En este caso, ocho personas necesitaron un traslado al hospital tras llegar a tierra.

La actividad no ha cesado cuando ha llegado el día. Fuentes de Salvamento Marítimo han advertido de que en la actualidad hay abiertas varias alertas de búsqueda en alta mar.

La ruta canaria es la más mortífera de todas las usadas para llegar a España. El número de muertos y desaparecidos en las rutas migratorias que conducen a España en patera se ha duplicado durante 2021 hasta al menos 4.404 migrantes, según la ONG Caminando Fronteras. La Organización Internacional para las Migraciones (OIM), cuyas estadísticas son siempre más conservadoras, reduce las víctimas a la mitad, pero advierte que hay multitud de naufragios fantasma.

En las últimas dos semanas esta travesía se ha mostrado muy activa, embarcaciones que proceden desde puntos relativamente inéditos como Casablanca (Marruecos). Desde el pasado 17 de enero, han sido rescatadas al menos 1.825 personas que trataban de llegar a las costas de las islas a bordo de 41 embarcaciones, según los cálculos de este periódico.

El delegado del Gobierno en Canarias, Anselmo Pestana, explicó este martes que se está percibiendo un cambio de perfil en las llegadas, ya que en el año 2021 se registró un “incremento notable” de mujeres, de 1.100 a 3.000, según Pestana. También se han visto cambios en el tipo de embarcaciones, que “cada vez son más frágiles” porque “muchas son neumáticas” y vienen “muy sobrecargadas”, ha señalado el delegado gubernamental en las islas. Esa fragilidad y hacinamiento hacen la navegación “tremendamente peligrosa” cuando las condiciones del mar empeoran. Por eso, Pestana cree que posiblemente en esta última época hayan subido las muertes en el mar.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS