REMODELACIÓN DEL GOBIERNO

Óscar López regresa al lado de Pedro Sánchez

La apuesta por el presidente de Paradores y exsecretario de Organización con Rubalcaba como nuevo jefe de gabinete de Sánchez reconcilia al partido con el Ejecutivo

Óscar López, secretario de Organización del PSOE, en una imagen de archivo.
Óscar López, secretario de Organización del PSOE, en una imagen de archivo.Nacho Gallego / EFE

Óscar López (Madrid, 48 años) ha permanecido muy atento al día a día de la política española, pero sin entrometerse en ella, desde que hace tres años le nombraron presidente de Paradores. Un destino soñado dentro del universo político, pero que en el caso de quien fue el número tres de Alfredo Pérez Rubalcaba en el PSOE significó una especie de retiro de su hábitat natural. Ahora regresa a la primera línea como jefe de Gabinete del presidente en lugar de Iván Redondo. Un relevo que todo el partido ha recibido de forma muy grata. “A veces hemos estado enfrente, como en el congreso de Sevilla, en el que Rubalcaba se impuso a Carme Chacón. Pero es uno de los nuestros. Es del PSOE”, asevera un barón territorial.

Bajo la guía de Pepe Blanco, padre político que comparte con Pedro Sánchez y Antonio Hernando, López se convirtió antes que ninguno en una de las figuras emergentes del partido. Primero como secretario general de la formación en Castilla y León (2008-2012) y, a continuación, como secretario de organización federal (2012-2014). Es decir, llevando los mandos de la sala de máquinas de Ferraz. Antes de alcanzar ese estatus, fue asesor del grupo parlamentario en el Parlamento Europeo (1997-2000) y coordinador de la Secretaría de Organización y Acción Electoral del PSOE. Su estreno en el Congreso, como diputado por Segovia, se produjo en 2004, con José Luis Rodríguez Zapatero, en las elecciones en las que el PP perdió el Gobierno días después de los atentados del 11-M. También fue portavoz en la Comisión de Control de RTVE antes de centrarse en la política de Castilla y León. El PP amplió su ventaja sobre el PSOE en las elecciones de 2011, en las que fue candidato y obtuvo 29 escaños, cuatro menos que Ángel Villalba en 2007.

Licenciado en Políticas —con doble especialidad de Administración Pública y Relaciones Internacionales por la Universidad Complutense—, además de un posgrado en Economía Internacional en la Universidad de Newcastle y estudios en Derecho, López engrosó su trayectoria en el PSOE cuando Rubalcaba le encargó, en 2011, que coordinase la conferencia política del PSOE. El siguiente escalón fue la Secretaría de Organización.

César Luena le reemplazó tras la victoria de Sánchez en las primarias de 2014 frente a Eduardo Madina. Pero López no quedó en una mala posición. En 2015, fue el responsable de la campaña de Ángel Gabilondo en las elecciones madrileñas, en las que la izquierda se quedó a un escaño de la mayoría absoluta. Unos meses después, López ascendió como portavoz en el Senado en lugar de María Chivite, la actual presidenta de Navarra, que regresó a la comunidad foral a reforzar al partido.

López fue uno de los laminados por la gestora que sucedió a la renuncia de Sánchez como secretario general tras el convulso comité federal del 1 de octubre de 2016. En octubre de ese año fue cesado como portavoz en la Cámara alta y, un mes después, también le quitaron de la portavocía de Educación. Tras ser una de las personas de más confianza de Sánchez, a cuya ejecutiva pertenecía hasta la crisis que se desató en el PSOE ese otoño, López decidió no apoyarle en las primarias de 2017. Apostó por Patxi López de una manera muy activa, asumiendo la estrategia y coordinación de la campaña de primarias. Una labor en la que también participó Rafael Simancas, actual secretario general del grupo parlamentario en el Congreso, donde es el segundo de Adriana Lastra, vicesecretaria general del PSOE. Tres años después de que Sánchez le nombrase presidente de Paradores, semanas después de la moción de censura a Mariano Rajoy, el presidente le recupera a su lado para afrontar la segunda parte de la legislatura, con la recuperación económica como objetivo y las elecciones generales de 2023 en el horizonte. En lugar de Redondo. Ni más ni menos.

Archivado En:

Más información

Te puede interesar

EmagisterBECAS VERANO

Lo más visto en...

Top 50