Empresa Municipal de Transportes

Destituido el gerente de la EMT de València cuando se cumple un año de la estafa de cuatro millones

El concejal de Movilidad y presidente de la empresa pública de transporte, Giuseppe Grezzi, asegura es momento de iniciar una nueva etapa

El concejal y presidente de la EMT Giuseppe Grezzi en la comparecencia de prensa en la que ha anunciado el cese del gerente de la EMT.
El concejal y presidente de la EMT Giuseppe Grezzi en la comparecencia de prensa en la que ha anunciado el cese del gerente de la EMT.Ayuntamiento de València

Un año después de la estafa de cuatro millones a la Empresa Municipal de Transportes (EMT) de València, el gerente de la empresa pública, Josep Enric García Alemany desde 2015, cesa en el cargo, según ha anunciado en una conferencia de prensa muy breve el concejal de Movilidad Sostenible del Ayuntamiento y presidente de la empresa, Giuseppe Grezzi. La escueta justificación dada por el edil es que se prescinde de sus servicios para iniciar una nueva etapa en la gestión de la compañía. Ni una palabra sobre la estafa.

El edil no ha ocultado que se trata de una decisión “muy dolorosa” para él y “largamente pensada”. “Es la mejor decisión para la empresa y para el propio Josep Enric, una persona de mi absoluta confianza”, ha aseverado Grezzi, que ha puesto en valor su trabajo al frente de la EMT. La destitución se produce después de que la oposición exigiera en vano durante meses la dimisión del gerente y que tanto el alcalde Joan Ribó como el concejal Grezzi descartaron una y otra vez.

El concejal ha considerado que “ha llegado el momento de empezar un nuevo camino en la EMT”, al tiempo que ha asegurado —al ser preguntado por qué ha cambiado en las últimas horas para adoptar esta medida— que “no tiene nada que ver ni con la comisión de investigación” que analiza el fraude de 4 millones de euros que sufrió la EMT hace un año ni con las conclusiones de la misma, que está previsto que se conozcan en breve.

Grezzi ha incidido en la labor que ha realizado el gerente durante cinco años: “Cogió una EMT con amenaza de privatización, que no compraba autobuses, con una plantilla envejecida y desmotivada. En cinco años ha cambiado la tendencia y ahora EMT es puntera en València y todo el Estado”, ha defendido.

El concejal ha defendido a García Alemany hasta el final: su nombramiento "ha sido una de las mejores decisiones de mi carrera política, mientras ha recordado que el gerente ha rebajado la antigüedad de la flota, de los 13 años de hace cinco años a los 7,5 años de media en 2021, creado dos bolsas de trabajo para contratar conductores, y realizar 375 nuevos contratos desde 2015.

Desde la estafa a la EMT, donde no se ha podido recuperar el dinero, la presión sobre la concejalía y el gerente no ha cesado de crecer, tanto desde los grupos de la oposición como desde los socialistas, socios de Compromís en el gobierno local. La gestión de la crisis provocada por la estafa tampoco ayudó a rebajar esa presión, más bien todo lo contrario: a los pocos meses del timo se le subió el sueldo al gerente de la EMT y tanto responsables políticos municipales como el propio gerente achacaron toda la responsabilidad del fraude a la negligencia de una directiva, Celia Zafra, que fue despedida y sobre la que recayó toda la responsabilidad.

Además, los sindicatos llevan desde hace unas semanas con paros convocados en el servicio de transporte público en protesta por la política laboral de la dirección.

La vicealcaldesa de València y portavoz socialista en su ayuntamiento,Sandra Gómez, ha considerado que “era necesario empezar una nueva etapa” en la compañía pública "después de un año sometida a presión por el fraude de cuatro millones detectado en 2019.

En la oposición, la portavoz del PP, María José Catalá, ha aplaudido el cese del gerente, aunque ha ha considerado que “si la etapa del gerente está agotada, la de Grezzi, también”.

Lo más visto en...

Top 50