La crisis del coronavirus

El narco se salta el confinamiento

Decenas de detenidos, casi cuatro toneladas de cocaína y diez de hachís incautadas en las dos últimas semanas

Fardos de droga hallados en un velero en Ibiza.
Fardos de droga hallados en un velero en Ibiza.

En Ibiza, Galicia, Asturias, Huelva, Cádiz, Málaga… El narco no entiende de confinamientos y ni el coronavirus ha acabado con su actividad. En las dos últimas semanas se han sucedido operaciones de Policía Nacional y Guardia Civil, que se han saldado con la aprehensión de casi diez toneladas de hachís y cuatro de cocaína. Las fuerzas de seguridad destacan que sus servicios de información detectaron que el comercio ilegal de drogas a gran escala no se ha detenido y por eso mantienen las medidas para combatirlo.

Dos planeadoras volvieron a surcar las aguas de la ría de Arousa el pasado 28 de marzo, en la desembocadura del río Umia, frente a las costas de Cambados (Pontevedra). Eran perseguidas por una embarcación del Servicio de Vigilancia Aduanera. En un primer momento, dos hombres, un gallego y un peruano, fueron detenidos por alijar 3.700 kilos de cocaína en 150 fardos. Al día siguiente, otros cinco, cuatro vecinos de A Guarda y uno de Cambados eran arrestados en relación al mismo alijo. La juez les tomó declaración a todos por videoconferencia y les envió a prisión. La operación fue llevada a cabo por la Unidad de Drogas y Crimen Organizado (Udyco) del Cuerpo Nacional de Policía y el Equipo de Delincuencia Organizada y Antidroga (EDOA) de la Guardia Civil. Los agentes continúan buscando a los dos tripulantes huidos campo a través, tras arrojar al agua los fardos de droga y encallar una segunda lancha lanzadera en la costa de Ribeira, en el otro extremo de la ría de Arousa.

Ese mismo fin de semana, en Avilés (Asturias) la policía detenía a dos narcobuzos y a otras dos personas, relacionadas con importantes cargamentos de droga que llegaban en los bajos de mercantes procedentes de América Latina. Agentes de los GEO detuvieron en plena faena a los submarinistas que se sumergían bajo esas grandes embarcaciones para recuperar la droga. En esta ocasión, 78 kilos de cocaína. Todos los arrestados fueron a prisión.

Un día antes, el 27 de marzo, en Ibiza, agentes de la Policía Nacional habían intervenido cuatro toneladas de hachís en un velero de bandera holandesa con dos tripulantes búlgaros. Al verse sorprendidos, los transportistas intentaron prender fuego al barco y a la mercancía.

Con tres bolsas de plástico repletas de billetes de 10, 20 y 50 euros hasta sumar 278.000 iba un ceutí con antecedentes por tráfico de drogas el pasado miércoles por Jerez de la Frontera (Cádiz). No supo explicarle a la Guardia Civil qué hacía viajando en su Volkswagen Beetle con tal suma de dinero y con todo el país confinado. Fue acusado de blanqueo de capitales y de desobediencia, y pasó a engrosar la lista de presuntos narcos que no parecen haber aflojado el pistón ni en plena crisis sanitaria. “No han bajado el ritmo. La diferencia es que ahora pueden alijar a plena luz, nadie les ve”, dice un guardia civil de la lucha contra el narcotráfico en Andalucía.

Números habituales

Los datos parecen dar la razón al investigador. En las últimas dos semanas de confinamiento, agentes del instituto armado han detenido en Andalucía a 58 personas vinculadas con el tráfico de 5,5 toneladas de hachís intervenidas, según datos de OCON Sur, el organismo creado por este cuerpo para la lucha contra el narco en la zona. También se han incautado de nueve narcolanchas e intervenido 12 vehículos. Son números habituales en los últimos meses desde que el cerco policial en el Estrecho obligase a los narcos a cuidar sus movimientos, extremar precauciones y buscar nuevas vías de entrada de la droga procedente de Marruecos.

Las 28 actuaciones de la Guardia Civil en las dos últimas semanas abarcan casi toda la costa andaluza (Huelva, Cádiz, Málaga o Almería), además del Guadalquivir en la provincia de Sevilla. Algunas han sido propiciadas por la vigilancia de los servicios de patrulla que descubrieron a los traficantes en plena faena. Otras, por informaciones que tenían los investigadores sobre posibles alijos. De nuevo, la palma se la ha llevado el Campo de Gibraltar, donde los guardias civiles han localizado dos entradas de droga en La Línea de la Concepción y otras dos en Algeciras. Tres de las cuatro intervenciones se produjeron cuando los agentes descubrieron todoterrenos cargados de droga y la cuarta fue en plena playa, donde unos narcos transportaban casi 700 kilos de hachís desde una lancha neumática hasta dos vehículos.

Los investigadores dan por hecho que, si se han producido estos alijos, todo indica que otros cargamentos han logrado entrar. Con todo, un agente destinado en la zona de La Línea asegura que no están siendo días fáciles para el narco local. “Están inquietos y se tiran a alijar como pueden. No tienen nada que hacer en la calle. No pueden disimular”, explica el guardia civil. Queda una duda que plantea el propio agente: “Una vez aquí, ¿cómo la están sacando? Las carreteras están más vigiladas y vacías que nunca. En los próximos días lo veremos”.

Información sobre el coronavirus

- Aquí puede seguir la última hora sobre la evolución de la pandemia

- El mapa del coronavirus: así crecen los casos día a día y país por país

- Preguntas y respuestas sobre el coronavirus

- Guía de actuación ante la enfermedad

- En caso de tener síntomas, estos son los teléfonos que se han habilitado en cada comunidad

- Pinche aquí para suscribirse a la ‘newsletter’ diaria sobre la pandemia

En EL PAÍS, decenas de periodistas trabajan para llevarte la información más rigurosa y cumplir con su misión de servicio público. Si quieres apoyar nuestro periodismo y disfrutar de acceso ilimitado, puedes hacerlo aquí por 1€ el primer mes y 10€ a partir del mes siguiente, sin compromiso de permanencia.

Suscríbete

Más información

Lo más visto en...

Top 50