Nuestros periodistas recomiendan de forma rigurosa e independiente productos y servicios que puedes adquirir en Internet. Cada vez que compras a través de algunos enlaces añadidos al texto, EL PAÍS recibe una comisión. Lee aquí nuestra política comercial.

Los mejores auriculares ‘true wireless’ por menos de 120 euros

Probamos seis modelos que ofrecen un equilibrio perfecto entre prestaciones y precio

Los auriculares True Wireless son los más deseados entre los usuarios. Pero no todos pueden gastarse cientos de euros para adquirir cualquiera de los modelos top del mercado.. Para aquellos con un presupuesto algo más limitado, pero que aun así buscan unos con una calidad mínima hemos preparado esta comparativa.

En ella, hemos incluido seis modelos cuyo precio no supera los 120 euros y que, sin ser los más económicos, ofrecen un equilibrio perfecto entre prestaciones y precio.

¿Cuáles son los mejores?

En concreto, se trata de Amazon Echo Buds (2ª generación) (con una puntuación media de 8 puntos), Anker Soundcore Life P3 (8,25), Cambridge Audio Melomania Touch (8), Nothing Ear (1) (8,5), Skullcandy Indy ANC (8) y Sony WF-C500 (8).

Durante las pruebas se han valorado los mismos criterios que en anteriores comparativas de auriculares True Wireless.

  • Diseño: Además de su estética, bastante subjetiva, valoramos su resistencia, la posibilidad de adaptarlos a los distintos tamaños de oreja y, por supuesto, la comodidad de uso durante largas jornadas.
  • Calidad de sonido: En distintos estilos de música, durante la práctica deportiva, en volúmenes variados... Y siempre teniendo en cuenta el rango de precio en el que se mueven.
  • Calidad en las conversaciones: Todos disponen de micrófonos con los que disfrutar de conversaciones en modo manos libres. ¿Qué tal se escuchan?
  • Control: Algunos incorporan controles táctiles, otros integran botones, otros se manejan con la voz, etcétera.
  • Autonomía: No todos tienen la misma autonomía, ni tampoco se cargan de la misma manera o incorporan indicadores para saber si es el momento de enchufarlos a la corriente.
  • Estuche de carga: Todos los auriculares True Wireless vienen junto con un estuche que sirve para guardarlos de forma segura y que también incorpora una batería adicional para recargarlos sobre la marcha.

Así los hemos probado

Al igual que hace unas semanas en la comparativa de mejores auriculares True Wireless del mercado, cada uno de los modelos seleccionados se ha convertido en nuestro principal dispositivo de audio durante un mínimo de 10 días, empleándolo para escuchar música de diferentes géneros y en distintos entornos (más silenciosos y ruidosos), ver películas y series y, por supuesto, para participar en llamadas y videollamadas.

Tras dos meses de pruebas, llegamos a una conclusión: en este rango de precio hay muy buenos auriculares True Wireless; varios modelos con una estupenda calidad de sonido. De ahí que las puntuaciones sean muy ajustadas. En cualquier caso, y por pequeños detalles, los mejores auriculares True Wireless por menos de 120 euros son los Nothing Ear (1). Además de ofrecer una buena calidad de audio, son estéticamente muy bonitos y la construcción es buena, resultan cómodos y ofrecen una adecuada autonomía.

Nothing Ear (1): nuestra elección

Llaman muchísimo la atención a simple vista porque son transparentes. Esto hace que se vea la placa, la batería o los micrófonos cuando se llevan puestos. Y además de lo originales y bonitos que son, la terminación y calidad del acabado es también muy buena, y resultan muy cómodos. Su caja de transporte y carga es igualmente trasparente, por lo que en todo momento podemos ver los auriculares si los tenemos dentro. No es posible ver sus componentes internos, eso sí. Un detalle más sobre la caja: es bastante grande y la construcción (sobre todo su bisagra) no nos parece tan cuidada como el resto del conjunto.

En cuanto a su sonido y la calidad de su sistema activo de cancelación de ruido, sorprende gratamente, sobre todo teniendo en cuenta el rango de precio en el que se mueven. Y es que suenan bien, con especial mención a los graves o a las melodías más vocales. El sonido se puede ecualizar desde una app, pero solo eligiendo entre cuatro modos ya predefinidos. Igualmente sencillas son el resto de opciones: ver la batería restante, modificar el control por gestos, buscar los auriculares, actualizar el firmware… y controlar la cancelación de ruido. En este caso, está disponible en tres niveles (alto, bajo y transparencia) y, si bien no está a la altura de los auriculares referencia en este aspecto, ofrece un rendimiento solvente.

Ficha técnica

  • Peso total: 178 gramos
  • Dimensiones de la caja: 5,88 x 5,88 x 2,37 centímetros
  • Peso de cada auricular: 4,7 gramos
  • Bluetooth: 5.2
  • Autonomía de los auriculares: reproducción de música durante 5 horas sin cancelación de ruido; 4 horas con ella activada
  • Autonomía total: 34 horas
  • Carga rápida: Sí, 10 minutos proporcionan 1,2 h de reproducción.

Con 5 horas de autonomía máxima en la reproducción (sin cancelación de ruido activada) y 34 horas gracias al estuche de carga, también son correctos durante las llamadas: escuchamos perfectamente al interlocutor y nuestra voz les llega clara, aunque con la sensación de que estamos “lejos”.

  • Lo mejor: son muy bonitos, están bien construidos y su sonido es de los mejores en su rango de precio
  • Lo peor: la bisagra de la caja es algo endeble y las opciones de su app muy básicas
  • Conclusión: unos auriculares comodísimos y con una estética muy cuidada cuya calidad de sonido será más que suficiente para la mayoría de usuarios

Anker Soundcore Life P3: la alternativa y mejor relación calidad-precio

Cuando eliges la punta de silicona correcta (trae cinco diferentes) quedan bien fijos en la oreja, aunque pueden moverse en distintos ángulos. Está bien para encontrar el que más cómodo resulte a cada usuario, pero cómo se coloquen tiene consecuencias directas a la hora de percibir el sonido. En este aspecto, ofrecen un buen balance entre las distintas frecuencias y un buen sistema de cancelación de ruido. Nos encontramos, además, con una completa app que permite no solo controlar el ANC y ajustarlo a diferentes escenarios, sino también ecualizar por completo el sonido –trae 22 preajustes- o activar un modo de baja latencia para cuando se utilizan durante los juegos.

Por otro lado, el sonido durante las llamadas es aceptable. Con hasta 7 horas de autonomía sin cancelación de ruido (6 con ella), su funda de transporte proporciona hasta 35 horas y es compatible con la carga inalámbrica. Este complemento es algo grande y está fabricado en el mismo plástico que los auriculares, un material duro y acabado en cinco tonos mate diferentes. El acabado es correcto. Además, disponen de resistencia IPX5, así que se pueden usar para hacer deporte.

Sony WF-C500

No tienen ni sistema de cancelación de ruido activo ni el interfaz de control táctil que sí incorporan los modelos más avanzados de la propia firma; son los dos principales sacrificios que ha realizado para conseguir un modelo de este precio con esta calidad de sonido. Y es que, en ese aspecto, son los mejores y están a la altura de auriculares mucho más caros: proporcionan un audio armonioso en todos los estilos de música. También se escuchan muy bien durante las llamadas, y el interlocutor percibe nuestra voz de forma clara y nítida.

Como decíamos, no tienen controles táctiles. En su lugar, cuentan con grandes botones en cada uno de los auriculares para interactuar con ellos. Además, es posible usarlos junto con una app muy visual que incluye ecualización, sonido inmersivo, una tecnología para mejorar la calidad de los archivos comprimidos…

Están construidos en un plástico resistente y de tacto agradable y vienen con un estuche del mismo material y color de tamaño muy compacto. Es algo positivo para su transporte pero, como contrapartida, tiene consecuencias en la autonomía: solo tiene batería suficiente para una carga adicional de los auriculares. Así, ofrece 20 horas en total.

Amazon Echo Buds (2ª generación)

Como no podía ser de otra manera tratándose de un dispositivo de Amazon, los Echo Buds de segunda generación son una alternativa más para acceder a todos los servicios que ofrece Alexa. Así, basta con decir en voz alta su nombre para que el asistente inteligente te responda: puedes pedirle que te ponga un audiolibro en Audible, una lista de reproducción en distintos servicios de streaming (Amazon Music, Apple Music, Spotify…), poner un temporizador, establecer recordatorios, realizar llamadas a un contacto concreto… De hecho, y ya que ha sido necesario que cuente con buenos micrófonos para que Alexa te escuche perfectamente, también son los mejores durante las llamadas de teléfono.

En lo que a la calidad durante la reproducción de música se refiere, brindan un sonido bien balanceado y adecuado a distintos estilos de música, y cuentan con un sistema de cancelación de ruido mejor que en la versión anterior y que funciona especialmente bien cuando escuchas las canciones a un volumen alto, pero que se muestra insuficiente en los entornos más ruidosos (transporte público, por ejemplo).

Son cómodos de usar, aunque un poco grandes (sobresalen bastante de la oreja), y ofrecen 5 horas de autonomía con una carga, que se amplían hasta 15 horas gracias a su estuche de transporte. Son además compatibles con la carga rápida: 15 minutos proporcionan dos horas extra. El modelo con un precio por debajo de 120 euros se carga a través de cable, y también es posible adquirirlos con carga inalámbrica por 20 euros más.

Skullcandy Indy ANC

Su diseño es muy juvenil e incluyen el logo de la firma (una calavera) en gran tamaño tanto en los auriculares como en la funda de transporte. Con distintas puntas de goma para adaptarse bien a la oreja, también ofrece la posibilidad de colocar unas aletas adicionales que lo aseguran más cuando se va a practicar deporte o realizar movimientos intensos. Resultan cómodos y no se mueven.

Suenan bastante bien, aunque unos graves quizá demasiado contundentes puedan resultar excesivos en función del tipo de música que se vaya a reproducir. Por otro lado, los agudos presentan carencias en algunos matices; algo que solo los oídos más expertos serán capaces de percibir. Tienen una aceptable cancelación activa del ruido y un sistema de control de sus funcionalidades en base a toques sobre cada uno de los altavoces que al principio resulta muy confuso, sobre todo por la gran variedad de opciones que contempla. También funcionan junto con una app para activar o desactivar el sistema ANC, el modo ambiente o elegir el tipo de contenido que se va a escuchar (música, podcast, película…). Además, incluye un test de calibración del audio que adapta el sonido a los oídos del que los lleva puestos. Ofrecen una autonomía máxima de 8 horas (32 con el estuche de carga)

Cambridge Audio Melomania Touch

Destacan por una autonomía que ningún otro puede igualar: hasta 50 horas totales entre los auriculares (9 horas) y su estuche de carga. Este complemento es de un tamaño bastante grande y tiene una calidad de construcción tan buena como el del dispositivo en sí. Entre otros, está recubierta de una piel sintética que da aspecto premium.

Los auriculares tienen, por otro lado, un acabado muy brillante, un diseño ergonómico y una amplia superficie táctil; la que da nombre al producto y que permite interactuar con la reproducción. Se complementan con una app con ecualizador y ajustes en función del género de música elegido; un modo de alto rendimiento que reduce la latencia; y brinda la posibilidad de activar aptX, mejorando sustancialmente la calidad del audio, que es detallado, muy amplio y dinámico. Solo queda un poco eclipsado por la ausencia de cancelación activa de ruido. Pese a ello, sí disponen de un modo de transparencia de sonido para no tener que quitárselos si se va a hablar con alguien, por ejemplo, y que es necesario ya que sí realizan un aislamiento pasivo del ruido gracias a su ajuste intraaural.

*Todos los precios de compra incluidos en este artículo están actualizados a 27 de marzo de 2022.

Puedes seguir a EL PAÍS ESCAPARATE en Facebook e Instagram, o suscribirte aquí a nuestra Newsletter.






Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS