Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Charlize Theron relata cómo un productor intentó abusar de ella

"Me dijeron que fuera a casa de un tipo para hacer una prueba. Y luego, en un momento, me puso la mano en la rodilla”, recuerda la actriz, que no ha revelado el nombre del empresario

Charlize Theron en el estreno de 'Casi imposible', en Londres, el pasado jueves.
Charlize Theron en el estreno de 'Casi imposible', en Londres, el pasado jueves. GTRES

Charlize Theron se considerar una afortunada por haber logrado salir de una desagradable situación con un gran productor de cine cuando era solo una adolescente y aún no era conocida. “No había ni cumplido los 19 años y nunca había hecho una audición. Me dijeron que fuera a las nueve de la noche a casa de un tipo para hacer una prueba”, ha contado la actriz, de 43 años, en el programa de El Show de Howard Stern.

Cuando llegó a la casa, el productor le abrió la puerta en pijama. “Tenía mucho ego y se veía muy bien consigo mismo. […] Se sentó muy cerca de mí. Eso fue extraño”, continua su relato. La joven actriz le preguntó que si quería que le leyera las páginas del guion, a lo que él respondió que solo iban a hablar. "Y luego, en un momento, me puso la mano en la rodilla", recuerda Theron, quien no ha querido revelar el nombre del empresario, aunque ha asegurado que "todavía es alguien muy influyente".

"Ni siquiera sé cómo salí de la casa, pero me marché. Habría terminado realmente mal. Estaba furiosa conmigo misma porque no soy ese tipo de chica. ¿Por qué no le dije que se fuera a la mierda? Me enfureció mucho". Ocho años después, cuando Theron ya se convirtió en una reconocida actriz, se encaró con el productor, pero él negaba haberla conocido.

Theron ha contado esta experiencia solo unos días después de protagonizar uno de los vídeos más virales en las redes sociales después de regañar a un presentador de la televisión francesa. La pasada semana la actriz acudió a promocionar su última película Long Shot (Casi imposible) en el programa Touches pas à mon poste de France 4. Durante la emisión, la estrella tuvo problemas con la traducción y el conductor del espacio, Cyril Hanouna, pidió que la traductora entrara en el plató para solventarlo y, en agradecimiento, le besó en la mejilla. La intérprete sonrió pero Theron no dudó en llamarle la atención por haber besado a la mujer sin su consentimiento. “¿Podía preguntar la próxima vez?”, le dijo la actriz sin borrar su sonrisa pero sin cara de bromas.

La protagonista de Atómica, que desde el principio ha sido una de las voces del movimiento #MeToo, siempre se ha mostrado fiel defensora de la igualdad, poniendo en valor el papel de la mujer especialmente en el mundo de la interpretación. “Podemos hacer el mismo trabajo o incluso mejor”, dijo en una conferencia de mujeres hace dos años. “Yo tengo la suerte de disfrutar de una posición en la que puedo escoger lo que hago. Pero en la industria en la que me muevo las hay que no disfrutan de ese lujo, que no se pueden plantar porque tienen familias que alimentar. Y los productores [saben] que siempre habrá otra chica esperando una oportunidad. Y eso es con lo que tenemos que acabar”, añadió la intérprete de Atómica.

Theron irrumpió en los años 90 en la industria con sus propias reglas y en este tiempo no ha hecho más que reafirmarse en sus elecciones. Modelo en sus comienzos y ganadora del Oscar en 2004 por Monster, siempre cita como su fuente de inspiración a su madre, Gerda Jacoba Aletta Maritz —quien mató de un disparo a su padre alcohólico y maltratador—. “Ella tiene toda la culpa. Me crio sin barreras en cuestión de género. Para que mi sexo, mi condición de mujer, nunca fuera una limitación. Que no entendiera el género con el que me identifico como una barrera, como algo negativo. Y por ello le estaré eternamente agradecida”, dice sobre una educación que espera transmitir a sus hijos, Jackson, de siete años, y la pequeña August, de cuatro.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >