Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Iniesta desvela que sufrió una depresión antes del Mundial de Sudáfrica

La muerte de Dani Jarque y cinco lesiones consecutivas le hicieron entrar en un pozo y pedir ayuda psicológica

Andrés Iniesta, durante su presentación con el Vissel Kobe, en Tokio.
Andrés Iniesta, durante su presentación con el Vissel Kobe, en Tokio. EFE

Andrés Iniesta se sentó en el Chester de Risto Mejide y contó algo que nunca había contado. Un mes antes de marcar el gol que dio el Mundial a España en Sudáfrica atravesaba una dura etapa que le llevó a pedir ayuda psicológica. Lo contó así: "La muerte de Dani Jarque. Fue un cúmulo de cosas y caí en un pozo sin salida. Viví situaciones muy malas que creo que son difíciles de entender por la gente que piensa que lo tenemos todo. Fue muy difícil, pero salió todo bien gracias a varios especialistas. Salí muy reforzado de ahí".

Iniesta se refiría a cinco lesiones musculares encadenas, las cuales "se meten mucho en la cabeza", como Andrés señaló: "Yo tuve la suerte de no perder nunca las ganas de entrenar, aunque me tuviera que ir a mitad de entrenamiento. Nunca me dio vergüenza que mis compañeros me viesen mal. Fue un granito de arena cada día el que fui poniendo para ir saliendo de ahí. Si no hubiera tenido lo que tengo a mi alrededor, hubiera sido prácticamente imposible superarlo".

Andrés Iniesta explicó cómo salió de ese pozo: "El día fue mi despedida del Barcelona estaban presentes tres personas: Inma, la psicóloga, y Bruguera y Navarro, dos psiquiatras. Sin ellos no hubiera podido superarlo. Un día estaba en casa con mis padres y mi mujer, que por entonces era mi novia, y les dije que necesitaba a alguien. O hacía algo o no sé a dónde iba a ir a parar". Y añadió: "Cuando te caes, cuando salen las cosas mal, es donde ves a las mejores personas. Esa es mi filosofía, levantarse y volver a pelear".

Iniesta, con el uniforme de su nuevo equipo
Iniesta, con el uniforme de su nuevo equipo EFE

En este punto el programa mostró unas imágenes de las lágrimas de Iniesta tras una nueva lesión en un entrenamiento antes del Mundial de 2010: "Faltaba mes y medio, dos meses máximo. Llevaba una temporada difícil, por lo que veía el Mundial como ese punto en el que me reencontraría conmigo mismo y con el fútbol. Con los buenos momentos. Gracias a Dios esa lesión no me impidió estar allí". Y concluyó: "Entiendo que eso también es la vida".

Iniesta jugará las tres próximas temporadas en el Vissel Kobe, equipo de Japón vinculado a Hiroshi Mikitani, el propietario de Rakuten, uno de los principales patrocinadores del FC Barcelona que llegó al club de la mano de Gerard Piqué.

.