Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Las cinco revelaciones más sorprendentes de Dolly Parton

Un libro repasa las experiencias de la estrella del country con el suicidio, el sexo, su infancia entre pobreza y su matrimonio abierto

Dolly Parton, en una actuación en 2014.
Dolly Parton, en una actuación en 2014.

Dolly Parton es una de las estrellas de la música country más reconocidas. Nacida en enero de 1946 en Tennessee, la cantante también es famosa por su faceta como compositora, actriz, productora, escritora y empresaria. Una larga trayectoria que despegó a finales de los años sesenta para esta legendaria artista que se ha convertido en la intérprete de country más galardonada de todos los tiempos, ha vendido más de 100 millones de copias de sus álbumes y ha tenido 47 nominaciones a los Grammy.

#tbt Big hair, don't care!

Una publicación compartida de Dolly Parton (@dollyparton) el

Su suculenta vida sigue ocupando titulares, y ahora lo hace porque la artista protagoniza un nuevo libro. Y en Dolly on Dolly. Interviews and Encounters with Dolly Parton, un recopilatorio de las entrevistas que ha dado en las últimas cinco décadas —que no ha contado con la participación directa de la artista—, los fans de Dolly Parton van a descubrir que no lo saben todo de su estrella favorita. Estas son algunas de las revelaciones más sorprendentes, publicadas en varios medios estadounidenses, del recopilatorio de Randy L. Schmidt.

1. Una infancia marcada por la pobreza. Dolly Parton era la mayor de 12 hermanos. En el pasado, ha hablado en más de una ocasión de la difícil situación económica que padeció su familia y cómo fue crecer prácticamente pobre en su ciudad natal, Sevierville, soñando con ropa bonita y joyas. El libro abunda en esa dura época y relata cómo en verano se bañaban en el río y en invierno se bañaban en una pila. Dormían en una misma cama tres o cuatro de los hermanos, y era habitual que alguno de ellos se hiciera pis durante la noche. “Ese era el único calor que conocíamos durante el invierno. Nuestro mayor placer era hacernos pis encima”, se lee en el libro.

2. Una mente abierta. “Siempre he tenido una mente abierta sobre el sexo. Toda la familia la tenía. No era algo vulgar”, recoge el libro las palabras de la artista, quien aprendió de sexo con sus primos mayores y sus tíos más jóvenes jugando “a médicos y enfermeras”. “Siempre he amado el sexo. Nunca he tenido una mala experiencia”. De hecho, la artista, que dice nunca va a revelar a qué edad perdió la virginidad, lleva casada con el cantante y compositor Carl Thomas Dean desde 1966, un matrimonio que se ha mantenido “sólido como una roca”.

The movie '9 To 5' was released 36 years ago today! Just look at the 3 of us, don't we look professional? ;)

Una publicación compartida de Dolly Parton (@dollyparton) el

3. Un romance que le rompió el corazón. A finales de la década de los ochenta, Dolly Parton llegó a contemplar quitarse la vida después de que un romance terminara rompiéndole el corazón. De su amante no dice el nombre, y era una relación que tuvo lugar durante su matrimonio con Carl Dean, pues mantenían una relación abierta. Sufrió problemas de alimentación, de salud y tras recibir amenazas de muerte decidió cancelar una gira, y todo ello mientras lidiaba con la "pesadilla" del rodaje con Burt Reynolds en La casa más divertida de Texas (1982). El libro relata un episodio en el que la cantante llegó a sostener una pistola en su mano con la idea de quitarse la vida, y que fue su perro quién la salvó. “Los golpes de sus pasos me devolvieron a la realidad y de repente me congelé. Bajé la pistola. Luego recé. Creo que Popeye fue un mensajero espiritual de Dios”. “No creo que lo hubiera hecho, suicidarme, pero no lo puedo asegurar. Ahora que he pasado por ese momento terrible, puedo entender las posibilidades de que se le pase por la mente a alguien fuerte si el dolor es lo suficientemente grave”.

Dolly Parton, en los premios de la música country, celebrado en Nashville el pasado noviembre. ampliar foto
Dolly Parton, en los premios de la música country, celebrado en Nashville el pasado noviembre.

4. Defensa de sus amigos. Cuando tenía 21 años, Parton y una amiga se dirigían a un cine de Manhattan —  a donde se trasladó para perseguir su sueño de ser cantante— cuando un hombre las confundió con prostitutas. Mientras la estaba sobando y ofreciéndole dinero, la joven Dolly sacó una pistola de su bolso y le amenazó con disparar si la volvía a tocar. “Eso le congeló y se largó”.

5. Parton y la cirugía plástica. “Nunca he pensado en mí misma como un sex symbol y no quiero tener que ser una mujer bella como Raquel Welch”. Sobre sus operaciones de cirugía estética, Dolly Parton asegura que nunca se ha puesto implantes mamarios (aunque sí que se ha operado para elevar sus pechos), y admite haberse hecho liposucciones así como inyecciones de colágeno. Y de su característico estilismo (con cardados rubios imposibles, ropa ajustada y altos tacones), asegura que siempre ha querido que los demás sepan quién es cuando la ven llegar e irse.