Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Intoxicados por arsénico

La presencia de arsénico en el agua potable de Bangladesh se detectó por primera vez hace más de dos décadas, pero el problema sigue vigente

  • Característico pozo entubado de un pueblo de Bangladesh. Desde la década de 1970 se han excavado más de 10 millones de pozos por todo el país en un intento de abastecer a la población de agua limpia para consumo humano.
    1Característico pozo entubado de un pueblo de Bangladesh. Desde la década de 1970 se han excavado más de 10 millones de pozos por todo el país en un intento de abastecer a la población de agua limpia para consumo humano.
  • Una mujer lleva a su casa el agua que ha cogido de un pozo entubado del lugar en una zona rural de Bangladesh.
    2Una mujer lleva a su casa el agua que ha cogido de un pozo entubado del lugar en una zona rural de Bangladesh.
  • La contaminación por arsénico es producto de las partículas de óxido de hierro que se desplazan a lo largo de ríos como el Padma (en la foto). Las partículas se depositan, la vegetación en descomposición las rompe, y liberan arsénico a las capas freáticas próximas a la superficie.
    3La contaminación por arsénico es producto de las partículas de óxido de hierro que se desplazan a lo largo de ríos como el Padma (en la foto). Las partículas se depositan, la vegetación en descomposición las rompe, y liberan arsénico a las capas freáticas próximas a la superficie.
  • El cartel que cuelga de este pozo indica que está contaminado con arsénico y que su agua no es apta para el consumo.
    4El cartel que cuelga de este pozo indica que está contaminado con arsénico y que su agua no es apta para el consumo.
  • El doctor Tariqul Islam examina las lesiones en el pecho de Shahaz Uddin. Explica que esta clase de marcas, que describe como “gotas de lluvia en la tierra”, puede indicar envenenamiento por arsénico durante un largo periodo de tiempo.
    5El doctor Tariqul Islam examina las lesiones en el pecho de Shahaz Uddin. Explica que esta clase de marcas, que describe como “gotas de lluvia en la tierra”, puede indicar envenenamiento por arsénico durante un largo periodo de tiempo.
  • Una niña bebe de un pozo contaminado con arsénico al menos cinco veces por encima del nivel considerado inocuo por la Organización Mundial de la Salud. Se trata de un pozo con más de 0,05 partes por millón (ppm). Hay tres grados de contaminación: más de 0,01 ppm, de 0,011 a 0,049 ppm, y más de 0,05 ppm. Estos últimos pueden alcanzar las 0,1 o 0,2 ppm.
    6Una niña bebe de un pozo contaminado con arsénico al menos cinco veces por encima del nivel considerado inocuo por la Organización Mundial de la Salud. Se trata de un pozo con más de 0,05 partes por millón (ppm). Hay tres grados de contaminación: más de 0,01 ppm, de 0,011 a 0,049 ppm, y más de 0,05 ppm. Estos últimos pueden alcanzar las 0,1 o 0,2 ppm.
  • Fotografía de Mamunur Rashid, miembro de la comisión del agua del pueblo  de Batachow. "No podíamos ni imaginar que existiese una solución así al abastecimiento de agua", dice el joven.
    7Fotografía de Mamunur Rashid, miembro de la comisión del agua del pueblo de Batachow. "No podíamos ni imaginar que existiese una solución así al abastecimiento de agua", dice el joven.
  • Niños junto a una balsa en el pueblo de Totar Bagh. Antes de la campaña de construcción de pozos poco profundos, las balsas como esta abastecían a los lugareños de agua potable.
    8Niños junto a una balsa en el pueblo de Totar Bagh. Antes de la campaña de construcción de pozos poco profundos, las balsas como esta abastecían a los lugareños de agua potable.
  • Piar Ali Shaheb, receptor de un nuevo pozo profundo proporcionado por el Gobierno gracias a sus conexiones políticas, bebe un vaso de agua.
    9Piar Ali Shaheb, receptor de un nuevo pozo profundo proporcionado por el Gobierno gracias a sus conexiones políticas, bebe un vaso de agua.
  • Abdul Latif Sheij y su esposa Rokeya. Llevan años bebiendo de un pozo contaminado con arsénico. Las manos y los pies de la mujer están cubiertos de lesiones, y él ya no puede trabajar.
    10Abdul Latif Sheij y su esposa Rokeya. Llevan años bebiendo de un pozo contaminado con arsénico. Las manos y los pies de la mujer están cubiertos de lesiones, y él ya no puede trabajar.
  • Shahaz Uddin ha intentado infructuosamente conseguir agua limpia. No tiene mucha más alternativa que seguir bebiendo el agua contaminada con arsénico.rn
    11Shahaz Uddin ha intentado infructuosamente conseguir agua limpia. No tiene mucha más alternativa que seguir bebiendo el agua contaminada con arsénico.
  • Fotografía de Kazi Matin Ahmed, director del departamento de Geología de la Universidad de Dacca.
    12Fotografía de Kazi Matin Ahmed, director del departamento de Geología de la Universidad de Dacca.
  • Cartel propagandístico – centro – Muestra al ministro de Desarrollo Rural y diputado por Faridpur – Dice que últimamente no ha muerto nadie a causa del arsénico – ministro 007rnValla junto a la carretera en la que aparece Mosharaff Hosein, diputado por Faridpur y ministro de Desarrollo Rural. Cita su declaración de que últimamente no ha muerto nadie a causa del arsénico.rnrn
    13Cartel propagandístico – centro – Muestra al ministro de Desarrollo Rural y diputado por Faridpur – Dice que últimamente no ha muerto nadie a causa del arsénico – ministro 007 Valla junto a la carretera en la que aparece Mosharaff Hosein, diputado por Faridpur y ministro de Desarrollo Rural. Cita su declaración de que últimamente no ha muerto nadie a causa del arsénico.
  • El agricultor Sheij Badcha examina su arroz.
    14El agricultor Sheij Badcha examina su arroz.
  • El agricultor Sheij Badcha, que se dedica al cultivo del arroz, camina por sus campos.
    15El agricultor Sheij Badcha, que se dedica al cultivo del arroz, camina por sus campos.
  • Este canal de regadío lleva agua marcada como contaminada con arsénico a un arrozal.
    16Este canal de regadío lleva agua marcada como contaminada con arsénico a un arrozal.
  • A largo plazo, los sistemas de canalización de agua son una solución al problema. En la foto, Golapi, su hija Chinta Moni, de siete años, y Tamim, de cinco meses, cogen agua potable de uno de estos sistemas.rnrn
    17A largo plazo, los sistemas de canalización de agua son una solución al problema. En la foto, Golapi, su hija Chinta Moni, de siete años, y Tamim, de cinco meses, cogen agua potable de uno de estos sistemas.