Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
espacio público

Co-creando espacios públicos para reconectar a la gente

Historias de diseño de espacios públicos a través de la participación ciudadana. El primer espacio de trabajo compartido al aire libre de Estados Unidos.

El primer coworking público en una plaza de Long Beach, California. Ampliar foto
El primer coworking público en una plaza de Long Beach, California.

Harvey Milk Promenade Park es el primer parque en Estados Unidos cuyo nombre rinde tributo a un activista de los derechos civiles gay: Harvey Milk. Milk fue un político y activista estadounidense, el primer hombre abiertamente homosexual en ser elegido para un cargo público en los Estados Unidos, en 1977. Un año después fue brutalmente asesinado junto al alcalde de San Francisco, George Moscone, por el ex concejal de San Francisco, Dan White. Milk, interpretado por Sean Penn en la película que le dio el Oscar, Mi nombre es Harvey Milk, se ha convertido no sólo en un icono de los derechos del movimiento Lesbianas, Gays, Bisexuales y personas Transexuales (LGBT), sino de los derechos civiles en general.

Este parque, repleto de árboles frutales, se encuentra en el corazón de la ciudad de Long Beach, a 30 kilómetros al sur de la ciudad de Los Ángeles (California, Estados Unidos). En él, destaca un enorme mural compuesto de más de 400.000 mosaicos que recuerdan la lucha histórica del movimiento LGBT. Junto al mural, una bandera arcoíris- símbolo del orgullo gay- de grandes dimensiones ondea los 365 días del año en la Equality Plaza, algo que las autoridades locales consideran un gesto pionero para un parque público.

A pesar de que la ciudad de Long Beach goza de un clima envidiable -cuenta con 300 días de sol ininterrumpido al año- los parques del centro de la ciudad permanecen vacíos durante la semana, mientras que la gente trabaja en las oficinas de los alrededores. Con el objetivo de animar a emprendedores y profesionales a salir de sus oficinas, la alcaldía de Long Beach busca romper con la imperante cultura de oficina, creando el primer espacio de trabajo compartido al aire libre de Estados Unidos. Y qué mejor lugar para llevar a cabo este experimento que la emblemática Equality Plaza, en el centro del parque Harvey Milk.

Lo innovador de esta iniciativa no sólo es la idea- crear un espacio de coworking al aire libre en un parque público- sino el proceso, ya que la alcaldía hizo una llamada abierta a la ciudadanía invitándola a proponer ideas y soluciones que transformaran este espacio.

La participación en este desafío ciudadano estuvo abierta a todo aquél con una idea, proyecto o producto para habilitar el parque en un espacio de trabajo, dotándolo de elementos tales como mesas de trabajo, asientos, espacios con sombra o estaciones para cargar el móvil o los ordenadores, entre otros.

Entre las propuestas recibidas, el ayuntamiento de Long Beach seleccionó siete finalistas, que han sido ahora invitados a exhibir sus ideas y productos in situ, en la Equality Plaza, del 5 al 16 de diciembre. Durante este periodo, los residentes de Long Beach votarán las iniciativas que más les gusten, participando así en el proceso de selección de los ganadores, y por tanto en el co-diseño de la plaza. Durante los días que dure la exhibición al aire libre, se organizarán eventos sociales, incluyendo una feria de comida y bebida, competiciones deportivas y actividades de realidad aumentada, con el fin de atraer más visitantes a la plaza.

Proyecto de construcción de coworking público en la plaza Harvey Milk de la ciudad de Long Beach, el primero en todo Estados Unidos. ampliar foto
Proyecto de construcción de coworking público en la plaza Harvey Milk de la ciudad de Long Beach, el primero en todo Estados Unidos.

"Honrar el legado de Harvey Milk y celebrar a nuestros héroes LGBT es fundamental para el éxito de este parque", dijo la concejal Lena González. "Este escaparate es una gran oportunidad para reimaginar el uso del parque y revivir el legado de Harvey Milk, reuniendo a la comunidad en torno a la plaza".

Entre los finalistas que estos días exhiben sus propuestas en Long Beach se encuentra James de Wulf, un fabricante de Santa Mónica que diseña mesas de ping-pong convertibles fácilmente en mesas de reunión y Soofa, una start-up de Cambridge que produce mobiliario urbano inteligente. También ha quedado finalista la empresa vasca Nerei, compuesta por un grupo de diseñadores y arquitectos urbanos con oficinas en Bilbao y Singapur. Nerei presentó el sistema Birloki, un poste señalizador urbano interactivo que dispone de una pantalla de intercambio de datos que conecta al ayuntamiento con la ciudadanía, y que también permite recargar el móvil e incorporar diferentes sensores ambientales, entre otras prestaciones.

“Diseñadores de todo el mundo compitieron para exhibir sus productos innovadores en Long Beach", dijo John Keisler, director del Equipo de Innovación del ayuntamiento. "Esta es una oportunidad única para rediseñar el futuro de nuestro espacio público de manera participativa, aquí mismo en Harvey Milk Park Promenade".

Long Beach está llevando a cabo esta iniciativa en colaboración con Citymart, una empresa con sede en Nueva York que transforma la manera en que las ciudades se enfrentan a desafíos urbanos y sociales a través de la emprendeduría y la participación ciudadana. Con la transformación de esta plaza se espera que aumente el tráfico peatonal, la colaboración entre emprendedores y residentes, el aumento de eventos culturales y sociales en la plaza así como la promoción de los negocios locales de la zona.

Esta ciudad costera de menos de 500.000 habitantes del sur de California demuestra con esta iniciativa que ha entendido que a medida que la ciudad se desarrolla y cambia, los espacios públicos también deben evolucionar para reflejar y satisfacer las necesidades cambiantes de la comunidad. La tendencia es que los ciudadanos se impliquen cada vez más en la transformación de los espacios públicos. Al fin y al cabo, son ellos los que acaban utilizándolos.

Esta es la visión del equipo de Innovación del Ayuntamiento de Long Beach (i-team), encargado de liderar el proyecto. Lanzado en 2015 por el alcalde Robert García, este atípico equipo de innovación tiene la misión de profundizar en los desafíos urbanos, fomentando la empatía ciudadana y trabajando con ella de manera participativa para co-crear soluciones que ofrezcan resultados sostenibles con y para sus residentes.

 

Paula García Serna, fundadora de la iniciativa Towards The Human City e investigadora de iniciativas de desarrollo urbano.