_
_
_
_
_

Hombres reales en calzoncillos, la nueva campaña de American Eagle

La línea Aerie Man presenta a cuatro modelos nada convencionales bajo el título "tu auténtico yo es bello"

Uno de los cuatro modelos de American Eagle.
Uno de los cuatro modelos de American Eagle.

Doug, Kelvin, Devon y Matt son los cuatro hombres elegidos para protagonizar la nueva línea de ropa interior masculina Aerie Man, de la marca estadounidense American Eagle. Su particularidad es que se trata de modelos nada convencionales, "hombres reales" como describe la campaña. La firma, que anunció hace tiempo que iba a renunciar a los retoques fotográficos, pretende loar la belleza natural y desmitificar la publicidad de calzoncillos. La esencia son hombres que se aceptan a sí mismo, tal y como son. 

Bajo el título "tu auténtico yo es bello" la campaña presenta en cuatro vídeos a sus protagonistas. Doug, cuyo verdadero nombre es Brendon Williams Dudeoir, es el más famoso de todos ellos. Este modelo canadiense se fotografió en ropa interior para sorprender a su mujer con ayuda de un fotógrafo especializado en fotografía Boudoir femenina —imágenes sensuales en ropa interior—. Williams siempre ha mantenido que el objeto de la sesión era hacer reír a su esposa, pero el mensaje que consiguió transmitir sobre la belleza real y la naturalidad fue tan importante que, tras publicar las imágenes en su página de Facebook, fueron compartidas por más de 100.000 usuarios en las primeras 24 horas. 

En Aerie Man, Doug se presenta como un espíritu libre y seguro de sí mismo, que practica yoga y al que, reconoce, le sobra un michelín, pero cree que es sexy. 

Kelvin es un bloguero al que le gusta fotografiarse el trasero y, explica, trata de enseñar a los demás que cada uno debe aceptar su cuerpo para sentirse seguro. 

Devon aparece en el anuncio con su pareja, Iskra, ambos en ropa interior. Con unos calzoncillos de estampado de marihuana, el modelo habla de la libertad y su estilo desenfadado. 

Y finalmente Matt, modelo profesional que luce un cuerpo más musculado que el resto de sus compañeros. "Soy un tío normal, como los demás", explica. 

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_