Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Así viajó en el tiempo EL PAÍS

Recuperamos las críticas de Regreso al Futuro y sus secuelas coincidiendo con el día en el que McFly llegó a 2015

Estas son las crónicas y noticias que hemos publicado en EL PAÍS sobre la saga de Regreso al futuro desde el estreno de la primera película en 1985.

A destiempo, pero oportunamente

"El happy end de Regreso al futuro, al margen de que sea relativo y corresponda a una imagen tópica del triunfo, forma parte del mismo disparate que ha permitido que Ronald Reagan llegue a presidente". Así describía Octavi Martí el desenlace de la primera película de la saga en la crítica publicada el 3 de diciembre de 1985. " El resultado es un producto bien acabado, que satisface los objetivos para los que estaba programado y que a pesar de narrar los conflictos de quien vive siempre a destiempo llega muy oportunamente, reconciliando generaciones e ideales gracias a una pintoresca utilización en clave de comedia del Edipo freudiano", añadía.

John Z. DeLorean, en 1982. ampliar foto
John Z. DeLorean, en 1982. AP

La visionaria comparación de Juan Cueto 

Otro de nuestros críticos y firma habitual de EL PAÍS, Juan Cueto, realizaba unos días después una comparación entre el ya mítico De Lorean y la máquina de vapor que, sin él saberlo, luego aparecería en las secuelas de Regreso al futuro. "El éxito de la última película de la factoría Spielberg, Regreso al futuro, está en ese cacharro de viajar por el túnel del tiempo que se han sacado de la manga, un pichicateado automóvil De Lorean que mejora sensiblemente aquella vieja máquina vaporosa de visitar el pasado ideada por H. G. Wells, tanta veces recreada después en las pantallas grandes, pequeñas y microinformáticas". 

Una gran decepción

"El humorismo de buena ley y a la crítica familiar irónica que constituía lo mejor del proyecto anterior le ha sucedido ahora una incontrolada sucesión de escenas anodinas y frenéticas en las que el enfrentamiento del joven héroe con el villano de turno, en varias épocas, acaba de cansar al espectador mejor dispuesto, sin aportarle nada que valga realmente la pena". Esta fue la demoledora crítica de Anotnio Lara, publicada el 3 de enero de 1990. "Lo peor es que, vista la lógica del negocio cinematográfico, la tercera aventura de Regreso al futuro ya está en marcha", se lamentaba.

Tras el rompecabezas, el western 

"Tras el rompecabezas de paradojas temporales de la segunda parte, Robert Zemeckis sienta la cabeza y cierra su trilogía con un divertido y espectacular homenaje al western. Acción, tiroteos, guiños al género, el humor habitual y avalancha de efectos especiales", escribía Antonio Albert en 1992 sobre la tercera de las películas de la saga.

Más información