Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los escritores latinoamericanos grabados en las calles de Madrid

Un recorrido por los espacios públicos dedicados a las grandes figuras de la literatura y la poesía de América Latina

  • El nombre del poeta nicaragüense Rubén Darío se escucha a diario en Madrid. Una de las estaciones del metro de la ciudad lleva su nombre. En ese mismo sitio, hay una glorieta llamada Rubén Darío desde 1921. El llamado príncipe de las letras castellanas fue embajador de Nicaragua en España entre los años 1907 y 1909.
    1El nombre del poeta nicaragüense Rubén Darío se escucha a diario en Madrid. Una de las estaciones del metro de la ciudad lleva su nombre. En ese mismo sitio, hay una glorieta llamada Rubén Darío desde 1921. El llamado príncipe de las letras castellanas fue embajador de Nicaragua en España entre los años 1907 y 1909.
  • Juan Carlos Onetti vivió desde 1976 hasta su muerte (30 de mayo de 1994) en el número 31 de la Avenida de América, en Madrid. La dictadura hizo que el escritor uruguayo se exiliara en la capital española. Onetti ganó el premio Cervantes en 1981. En el barrio de Casco Histórico de Vicálvaro hay una plaza que lleva su nombre.
    2Juan Carlos Onetti vivió desde 1976 hasta su muerte (30 de mayo de 1994) en el número 31 de la Avenida de América, en Madrid. La dictadura hizo que el escritor uruguayo se exiliara en la capital española. Onetti ganó el premio Cervantes en 1981. En el barrio de Casco Histórico de Vicálvaro hay una plaza que lleva su nombre.
  • En la plaza Quito, sobre el Paseo de la Habana en Madrid, se encuentra erguido un monumento al poeta cubano José Martí. El monolito, de 7,5 metros de alto, fue ofrecido por Cuba a Madrid y fue inaugurado en 1986. En 1870 Martí, inició sus estudios de Derecho en la Universidad Central de Madrid.
    3En la plaza Quito, sobre el Paseo de la Habana en Madrid, se encuentra erguido un monumento al poeta cubano José Martí. El monolito, de 7,5 metros de alto, fue ofrecido por Cuba a Madrid y fue inaugurado en 1986. En 1870 Martí, inició sus estudios de Derecho en la Universidad Central de Madrid.
  • Enclavado en el barrio Pinar del Rey, al noreste de Madrid, está en el Instituto de Educación Secundaria Gabriel García Márquez. No es el único. En la capital española hay al menos dos colegios más que llevan su nombre. El autor de Cien años de Soledad vivió en Barcelona entre los años 1967 y 1973, donde escribió El otoño del Patriarca.
    4Enclavado en el barrio Pinar del Rey, al noreste de Madrid, está en el Instituto de Educación Secundaria Gabriel García Márquez. No es el único. En la capital española hay al menos dos colegios más que llevan su nombre. El autor de Cien años de Soledad vivió en Barcelona entre los años 1967 y 1973, donde escribió El otoño del Patriarca.
  • Una avenida de unos tres kilómetros en la zona sureste de Madrid rinde honor a Pablo Neruda. El poeta chileno vivió en la capital española entre 1934 y 1936, donde fue cónsul. “Yo vivía en un barrio de Madrid, con campañas, con relojes, con árboles”, dejó plasmado en su poema Explico algunas cosas, refiriéndose a Argüelles. Neruda formó parte de la Generación del 27 de España.
    5Una avenida de unos tres kilómetros en la zona sureste de Madrid rinde honor a Pablo Neruda. El poeta chileno vivió en la capital española entre 1934 y 1936, donde fue cónsul. “Yo vivía en un barrio de Madrid, con campañas, con relojes, con árboles”, dejó plasmado en su poema Explico algunas cosas, refiriéndose a Argüelles. Neruda formó parte de la Generación del 27 de España.
  • Un centro cultural en el distrito de Moncloa Aravaca lleva el nombre Julio Cortázar. Es un sitio donde los madrileños acuden a ver exposiciones de arte, obras teatrales y espectáculos musicales. No es la única referencia del escritor argentino en la capital española. En el barrio de San Isidro hay una plaza y en el barrio de Castellana una biblioteca en honor al autor de Rayuela. En 1993, la viuda de Cortázar donó la biblioteca personal del escritor a la Fundación Juan March en Madrid.
    6Un centro cultural en el distrito de Moncloa Aravaca lleva el nombre Julio Cortázar. Es un sitio donde los madrileños acuden a ver exposiciones de arte, obras teatrales y espectáculos musicales. No es la única referencia del escritor argentino en la capital española. En el barrio de San Isidro hay una plaza y en el barrio de Castellana una biblioteca en honor al autor de Rayuela. En 1993, la viuda de Cortázar donó la biblioteca personal del escritor a la Fundación Juan March en Madrid.
  • En el barrio Los Cármenes, en el distrito de Latina, hay una calle curvada que lleva el nombre de Carlos Fuentes. El escritor mexicano, reconocido por libros como La Muerte de Artemio Cruz y La Silla del Águila, recibió en 1987 el premio Miguel de Cervantes.
    7En el barrio Los Cármenes, en el distrito de Latina, hay una calle curvada que lleva el nombre de Carlos Fuentes. El escritor mexicano, reconocido por libros como La Muerte de Artemio Cruz y La Silla del Águila, recibió en 1987 el premio Miguel de Cervantes.
  • La poeta chilena Gabriela Mistral realizó su primer viaje a Europa en 1924. Ese año, en Madrid, publica su segundo libro de poesía: Ternura. En 1933, antes de Neruda, fue cónsul de su país en la capital española. Gabriela Mistral es recordada en una calle del barrio Peñagrande, al noroeste de la ciudad.
    8La poeta chilena Gabriela Mistral realizó su primer viaje a Europa en 1924. Ese año, en Madrid, publica su segundo libro de poesía: Ternura. En 1933, antes de Neruda, fue cónsul de su país en la capital española. Gabriela Mistral es recordada en una calle del barrio Peñagrande, al noroeste de la ciudad.
  • El exilio llevó a Mario Benedetti a Madrid. El poeta uruguayo vivió en la década de los setenta en un piso en la calle de Ramos Carrión número 7 en el barrio madrileño de Prosperidad. En 2010, un año después de su muerte, el Ayuntamiento de Madrid aprobó que la plaza que queda justo frente a la casa donde había vivido llevara su nombre.
    9El exilio llevó a Mario Benedetti a Madrid. El poeta uruguayo vivió en la década de los setenta en un piso en la calle de Ramos Carrión número 7 en el barrio madrileño de Prosperidad. En 2010, un año después de su muerte, el Ayuntamiento de Madrid aprobó que la plaza que queda justo frente a la casa donde había vivido llevara su nombre.
  • 10