Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Enrique de Inglaterra planea dejar el Ejército por tareas solidarias

El hijo menor de Diana de Gales lleva 10 años como militar pero siempre ha mostrado interés en seguir con la tarea de su madre

Enrique de Inglaterra
El príncipe Enrique, vestido de militar. CORDON

Tras una década de servicio militar, que han incluido dos desplazamientos a Afganistán, el príncipe Enrique podría abandonar su puesto en el Ejército británico para centrarse en su trabajo en distintas ONG, según señalan varios medios británicos. Una decisión algo sorprendente, ya que el nieto de Isabel de Inglaterra siempre se ha mostrado apasionado de su labor como militar, aunque en los últimos tiempos ha centrado sus esfuerzos en labores benéficas, como la organización de los celebrados Invictus Games, un torneo paralímpico en el que participaron soldados heridos.

Por ahora, el palacio de Kensington, su residencia oficial, no ha querido hacer comentario alguno sobre el futuro del príncipe, de 30 años. Ni si quiera desde su recién estrenada, y muy activa, cuenta oficial de Twitter. “No ha tomado la decisión final todavía, es por ello que no se ha hecho ningún anuncio oficial”, ha revelado una fuente de palacio al diario británico The Telegraph.

El príncipe, durante una visita a África.
El príncipe, durante una visita a África. CORDON

El hijo del príncipe Carlos y de la fallecida Lady Di estudió en la prestigiosa academia militar de Sandhurst, al sur de Londres, y estuvo destinado diez semanas en Afganistán en 2007 antes de ser retirado de manera imprevista por razones de seguridad después de que algunos medios revelaran su presencia en una zona de guerra. Un país al que el capitán Enrique de Gales –como se le conoce en el Ejército- regresó en 2012 por un periodo de cinco meses como piloto de helicópteros de combate Apache. En enero de 2013, el príncipe generó al polémica al confirmar que durante su estancia en Afganistán había llegado a matar talibanes.

Guillermo y Enrique, que han seguido los pasos solidarios de su madre-
Guillermo y Enrique, que han seguido los pasos solidarios de su madre- CORDON

En caso de abandonar la carrera militar a finales de año, Enrique de Inglaterra, uno de los miembros más populares de la monarquía británica a pesar de sus sonados tropiezos, tendría la libertad para poder concentrarse en sus trabajos en la recuperación de los soldados heridos en actos de servicio y también en África a través de su fundación Sentebale. “Este trabajo está ayudando al príncipe Enrique a desarrollar su conocimientos sobre cómo funciona el sistema”, revelaba una fuente cercana en el London’s Evening Standard. Dejar su actividad militar, como señala The Telegraph, también le permitirá asumir más compromisos en nombre de su abuela, la reina que más tiempo ha ocupado un trono.

Más información