Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Romeo Beckham cotiza al alza

El hijo de David y Victoria Beckham protagoniza la campaña de Navidad de Burberry, la segunda vez que la firma apuesta por él

Romeo Beckham protagoniza el nuevo anuncio navideño de Burberry.
Romeo Beckham protagoniza el nuevo anuncio navideño de Burberry. AP

Hay pocas prendas tan inglesas como las gabardinas color crema, las bufandas de cachemira del mismo tono salpicadas de cuadros y el paraguas. Durante décadas esas han sido algunas de las señas de identidad de la marca Burberry. En la carrera anual por conseguir el anuncio televisivo y online más popular de las navidades británicas, todas estas prendas lucen desde este lunes sobre un modelo de apellido no solo inglés sino archifamoso y con cotización al alza: Romeo Beckham. A sus 12 años el hijo de Victoria y David Beckham ha dado el salto desde los anuncios impresos que protagonizó para la misma marca durante la temporada de primavera/verano 2013, y con los que debutó en el mundo de la moda, a esta superproducción de más de cuatro minutos titulada Desde Londres con amor.

En el anuncio ejerce de pequeño cupido, repartiendo amor entre las calles de la capital británica mientras un grupo de cincuenta bailarines se mueven al ritmo de un tema compuesto explícitamente para el anuncio por Ed Harcourt, un cantante londinense no apto para todos los públicos con una legión de fans tanto en su país como en el extranjero. Sobre su música se han creado coreografías que recuerdan a los clásicos musicales de Hollywood de los años cincuenta y en las que el propio Romeo participa, dejando intuir algún consejo recibido de su propia madre, una Spice Girl que durante años se movió como pez en el agua sobre el escenario y que ahora domina el mundo de la moda con diseños y tiendas propias de éxito rotundo.

David Beckham, Romeo Beckham, Christopher Bailey, director creativo de Burberry, y Victoria Beckham, ayer en la fiesta de la firma en Londres. ampliar foto
David Beckham, Romeo Beckham, Christopher Bailey, director creativo de Burberry, y Victoria Beckham, ayer en la fiesta de la firma en Londres.

El anuncio aspira a hacer diana navideña mezclando la tradición con la modernidad y con la guinda de un niño como protagonista cuyos padres convierten en oro todo lo que tocan. Es difícil saber si el segundo de los cuatro hijos de los Beckham lleva la moda en los genes, pero Burberry sabe que su apellido vende así que no ha dudado en volver a fichar a Romeo tras el éxito que tuvo con su primer trabajo con la marca hace dos años. “Sigue siendo un placer trabajar con él. Tiene encanto, estilo y mucha energía” ha declarado el director creativo de la firma Christopher Bailey.

Ser ‘hijo de’ suele tener sus ventajas, pero en el caso de los Beckham, guiados por la ambiciosa mano de Victoria, ser niño también puede ser negocio. Romeo apareció por primera vez en una lista de gente famosa con apenas ocho años, cuando la revista GQ lo incluyó en su lista de los mejor vestidos de 2010. Su hermano mayor, Brooklyn, ha posado varias veces como modelo, la más reciente en el T-Magazine de The New York Times. Cruz, de nueve años, es el único que se mantiene alejado de los focos y parece preferir el fútbol mientras Harper, de tres, posa extraoficialmente cuando es captada por los paparazzis en brazos de sus padres. Todos se han paseado a menudo por la alfombra roja como acompañantes de sus padres. Pero este lunes se produjo un cambio: fue la primera vez que Romeo se convertía en el protagonista de un evento, aunque acudió a la presentación de su anuncio en Londres acompañado de sus padres.

Su nombre se unía así a la larga lista de celebridades británicas con las que ha contado Burberry a lo largo de los años. La modelo Cara Delevingne es una de las favoritas de sus campañas. La más reciente la protagonizó este mismo otoño, junto a la también inglesísima Kate Moss, vendiendo el perfume My Burberry. Entre los actores famosos destacan el inquietante Eddie Redmayne, el joven Sam Riley, la ex Harry Potter Emma Watson y la polémica Sienna Miller, que protagonizó un anuncio en 2013 junto a su pareja Tom Sturridge, con el que se daba un beso apasionado en blanco y negro.

Más información