Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Valérie Trierweiler, vacaciones en Mauricio para olvidar

La ex primera dama viaja a la isla con unas amigas pero es descubierta por la revista 'Closer', la misma que pilló a Hollande con Julie Gayet. La periodista presenta una demanda por la publicación de las fotos

La portada de la revista 'Closer', con Valérie Trierweiler en Mauricio.
La portada de la revista 'Closer', con Valérie Trierweiler en Mauricio.

Mientras que el presidente francés, François Hollande, se encuentra en viaje oficial como jefe de Estado soltero a Estados Unidos, provocando verdaderos quebraderos de cabeza a los responsables de protocolo, la ya ex primera dama, Valérie Trierweiler disfruta de unos días de vacaciones en Isla Mauricio para recobrar algo de reposo. Pero su retiro no ha sido todo lo discreto que hubiera deseado. La revista Closer, la misma que reveló el romance de Hollande con la actriz Julie Gayet, no ha dudado en enviar a sus fotógrafos para captar las estampas de estas vacaciones, que ha publicado en su última edición. Trierweiler por su parte no ha perdido los reflejos y anuncia que demandará a la publicación.

Después de un viaje humanitario muy mediatizado a India, al día siguiente de hacerse oficial la ruptura presidencial, la periodista puso rumbo hace algo más de una semana a la isla del océano Índico con dos amigas. En su estancia la acompañan Valérie de Senneville, la esposa del ministro de Trabajo, Michel Sapin, y la pareja del actor Gérard Jugnot, también actriz. Las tres pasan sus días nadando, leyendo y relajándose, alojadas en un bungalow privado de un hotel de lujo. Según Closer, reservaron una de las 13 villas de lujo a bordo de una paradisíaca laguna, cuyo precio empieza a 1.420 euros la noche. La revista, al igual que Voici, han mandado a su fotógrafos hasta esta islas y publicado en portada fotografías de las tres en bañador en este marco idílico.

A Trierweiler, que desde la llegada al Elíseo de Hollande ha tenido problemas en hacerse a la idea de ser un personaje público, no le ha gustado que los paparazzi no dudaran en recorrerse miles de kilómetros para seguir persiguiéndola. “Quiero que dejen a mi madre tranquila”, reaccionó a través de Twitter su hijo Leonard, de 16 años, para quien la periodista, después de lo sufrido, tiene ahora “derecho a algo de reposo”. “Vergüenza a @Closer y @Voici”, concluye el adolescente. Tanto la ex primera dama como sus dos compañeras de viaje han anunciado que demandarán a Closer, según la televisión BFMTV.

Lo cierto es que la expareja del presidente ha adquirido una notoriedad que le será difícil de borrar. Incluso podría sacarle provecho en su futuro profesional, como por ejemplo para su compromiso humanitario, con el cual ha anunciado querer volcarse más a fondo. La periodista de momento mantiene sus crónicas culturales en la revista Paris Match. Aunque descarta volver a la sección de política –“estoy curada de espanto, no medimos cuánta traición e hipocresía hay” en política, dijo en su visita a India-, sin duda estará buscando nuevos proyectos en su profesión, la cual nunca quiso abandonar del todo.

También le llegan propuestas algo estrambóticas, que al menos habrán tenido el mérito de arrancarles una sonrisa a las tres amigas durante sus vacaciones. Así, el canal web de vídeos para adultos Youporn le ha dirigido un correo pidiéndole que se convierta en su embajadora y portavoz francesa. Brad Burns, vicepresidente del canal, asegura que lo que le ha llamado la atención es “el lado liberal de la actitud europea hacia el sexo” al igual que su experiencia como profesional de la comunicación. Añade incluso que la búsqueda “Valérie Trierweiler sextape” era frecuente entre los usuarios del canal pornográfico. Para este contrato, al cual la interesada no se ha molestado en contestar, la empresa ofrece un salario anual de 500.000 dólares, unos 365.000 euros.

Más información