Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Una asesora de Castedo declara que pagó un Mini de Ortiz que según el fiscal le regaló la regidora

El juez de Brugal investigará las facturas por 5.000 euros que ha aportado la mujer en su declaración como testigo

Julia Castelló, asesora de la alcaldesa de Alicante, Sonia Castedo, del PP, ha declarado ante el juez que instruye la rama del caso Brugal sobre un presunto amaño del Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) de la ciudad que pagó el coche Mini, propiedad del promotor Enrique Ortiz, y que, según el fiscal Anticorrupción, le había regalado la regidora por su cumpleaños. La policía y el fiscal sostienen que el promotor Ortiz recibió datos secretos del planeamiento de la mano de Sonia Castedo y de su antecesor en el cargo, Luis Díaz Alperi. En contrapartida, el empresario colmó de dádivas a ambos cargos del PP.

Castelló ha comparecido esta mañana ante el magistrado Manrique Tejada, titular del Juzgado número 5 de Alicante, en calidad de testigo y ha aportado documentación (facturas, extractos bancarios y justificantes de Tráfico) que, según un abogado de las defensas, acredita el pago del vehículo. "Ha quedado todo claro. Ha presentado las facturas que acreditan el pagó del coche, 5.000 euros más IVA", ha dicho el abogado.

No obstante, fuentes del caso han asegurado que el instructor abrirá una investigación para verificar las pruebas documentales aportadas por la asesora de la regidora.

Según la investigación, Castelló recibió el Mini el 16 de agosto. La testigo confirmó al juez la relación de amistad que mantiene con la familia Castedo y con el promotor Ortiz. Y admitió que viajó con ellos a bordó del yate propiedad de Ortiz en agosto de 2009, unos días antes de supuestamente recibir el regalo del coche.

Además de la asesora de Castedo, el juez ha interrogado, también en calidad de testigo, a Carlos Parodi, hombre de confianza de Ortiz y, ahora gerente del Hércules C. F. Parodi fue incluido inicialmente en el escrito de acusación del fiscal por supuestamente facilitar planos del PGOU a Ortiz antes de que el documento saliera a exposición. Este antecedente ha llevado al juez a dictar in voce un auto de sobreseimiento provisional de su imputación. En su declaración, Parodi ha negado que facilitara ningún plano del PGOU a Ortiz. El testigo sí ha admitido que el 28 de septiembre de 2009, y por indicación de Ortiz, se desplazó hasta el domicilio particular de Castedo, "pero fue para llevarle una relación de gastos de mantenimiento del estadio Rico Pérez", ha puntualizado.