Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Rajoy aboga por "reformas estructurales" y por medidas para facilitar la inversión

El líder del PP, que ha participado en la fiesta del pulpo de la localidad orensana de O Carballiño, ha afirmado que "España saldrá adelante, aunque las cosas se han hecho rematadamente mal"

"Lo que viene no es fácil porque la herencia que recibe el nuevo gobierno es la peor que se haya encontrado ningún gobierno en la historia de la democracia española". Mariano Rajoy ha aparcado su periodo vacacional en Galicia para hacer, este domingo, su primera comparecencia pública tras el anuncio de elecciones anticipadas para el próximo 20 de noviembre. Ha sido en la fiesta del pulpo de la localidad orensana de O Carballiño, donde ha abogado por "reformas estructurales" en la Administración y por fomentar medidas para facilitar la inversión y la creación de empleo para superar la situación económica.

El líder de la oposición ha asegurado que lo que ahora necesita España es un Gobierno que presente "un plan con reformas estructurales para los próximos cuatro años". En este sentido, ha planteado una reforma de las administraciones públicas, con el objetivo de reducir el gasto, que incluya reorganizar el Estado para evitar duplicidades y fijar un techo de gasto en todas las administraciones públicas.

"España saldrá adelante, aunque no va a ser fácil, porque las cosas se han hecho rematadamente mal", ha dicho. El presidente del PP ha asegurado, en declaraciones a un grupo de periodistas, que el Gobierno ha adoptado "durante mucho tiempo medidas aisladas que se rectificaron luego con otras medidas diferentes", y ha considerado que "en este momento se necesita un plan con reformas estructurales". Por eso ha subrayado que si el PP gana los comicios y logra ser presidente del Gobierno su "objetivo capital tiene que ser la creación de empleo".

"No estamos para protestar, ni para asustarnos, ni para llorar", ha dicho el líder de la oposición, quien ha expresado su "confianza" en la capacidad de España de lograr una recuperación económica. En ese sentido, ha abogado por "apoyar a los emprendedores" y ha subrayado que ese va a ser "uno de los ejes de mi gobierno". Incluso ha hablado de la posibilidad de adoptar una "ley de apoyo a los emprendedores", porque, según ha dicho, "sin pequeñas y medianas empresas y sin trabajadores autónomos, las cosas van a ser muy difíciles". También ha mencionado la posibilidad de restablecer un Ministerio de Agricultura: "Garantizo que el sector primario de la pesca y la agricultura tiene futuro en España", ha concluido.

Preguntado por si tenía "vértigo" a asumir la presidencia del Gobierno, Rajoy ha respondido que "en absoluto". "Llevo muchos años en política". En su dilatada vida política, el actual líder del PP ha ejercido de concejal de ayuntamiento, diputado provincial en Pontevedra, vicepresidente de la Xunta, además de ejercer en el Parlamento de Galicia y en diversos ministerios.