Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Detienen a 19 personas por robar cobre, metal de obras y vías de tren en Girona

Las detenciones se producen tras una reciente oleada de robo de hilo de cobre que ha dejado sin servicio de teléfono y luz a diversas poblaciones de la provincia catalana

Los Mossos d'Esquadra han detenido a diecinueve personas por robar cobre, metal de obras y vías de tren en diferentes puntos de la provincia de Girona. La policía catalana ha informado hoy de que las detenciones se produjeron entre los pasados días 17 y 24 de mayo, y son fruto de un dispositivo para prevenir hurtos de este tipo. La primera intervención tuvo lugar el 17 de mayo en Pals, donde se detuvo a Mohamed O. y a Moha O., de 31 años y 37 años y vecinos de Sant Feliu de Guíxols y Castell-Platja d'Aro, respectivamente, por un presunto robo de chatarra.

En esa misma localidad de la Costa Brava se detuvo el 19 de mayo a Abdeslam El H. y Mohamed El H., de 48 y 30 años y vecinos de Roses y Mataró, respectivamente, acusados de un robo con fuerza en grado de tentativa.

En esta ocasión, los agentes recibieron un aviso de que se estaba robando chatarra del vertedero municipal. Al llegar los agentes al lugar, los presuntos ladrones se escondieron en un contenedor, aunque fueron encontrados y se descubrió que tenían apilado el material para cargarlo en un vehículo.

Un día antes, los Mossos habían detenido a Pedro M.R., Petru T. y Vasile C., de 67, 39 y 33 años, a los que se sumó al día siguiente Ghassan El A., de 32, todos vecinos de Palafrugell, como presuntos autores de un robo de chatarra y puntales de obra del interior de una finca de Ullastet.

El 24 de mayo tuvo lugar la detención de Bienvenido M.C. y Juan M.P., ambos de 42 años y vecinos de Llagostera y Girona, respectivamente. Esta vez se trató de un presunto robo con fuerza en un anticuario de La Bisbal d'Empordà, pero los agentes interceptaron el vehículo en el que huían a la altura de Llofriu. En el interior de la furgoneta se hallaron piezas de latón y hierro pertenecientes al ámbito de las antigüedades, incluido un cabezal de cama de dos metros, dos brasas, un grifo y una jarra.

El presunto robo de vías de tren se produjo el 16 de mayo en Palau de Santa Eulàlia, donde los agentes sorprendieron a Carles B.R., Jesús S.P. y Luis de H.M., de 37, 35 y 52 años, respectivamente, todos vecinos de Figueres.

Los Mossos de Roses acudieron al lugar tras recibir un aviso y allí encontraron a tres personas que cortaban vías y las cargaban en una furgonta. Los tres hombres utilizaban una lanza térmica profesional o cortadora de acero, que funciona alimentada por oxígeno y butano, para manipular el material sustraído. Pocos días después, el 24 de mayo, los Mossos detuvieron a tres hombres a los que sorprendieron cuando presuntamente robaban también vías del tren cerca del cementerio de Sant Mori.

Los detenidos son Daniel A.D., de 34 años; Pablo D.H., de 32, y José S.A., de 45, todos vecinos de Sant Miquel de Fluvià. La última operación policial también tuvo lugar el 24 de mayo en la Vall d'en Bas, donde se detuvo a David S., Ilie P. y Constantin P., de 24, 19 y 22 años, respectivamente, todos residentes en Badalona (Barcelna), como presuntos autores de un delito de robo con fuerza de bobinas de cobre. Los agentes realizaban un control de alcoholemia cuando, al detener el vehículo en el que circulaban los acusados, observaron que la parte posterior iba muy baja y, al comprobar la carga, se hallaron kilos de bobinas de cobre.

Todas estas detenciones se producen tras una reciente oleada de robo de hilo de cobre en la provincia de Girona que ha dejado sin servicio de teléfono y luz a diversas poblaciones.