Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Cataluña declara "irrenunciable" su derecho a la autodeterminación

El Parlament aprueba una moción de apoyo a la consulta soberanista de Barcelona

El Parlamento catalán ha aprobado una moción esta mañana que declara que el "derecho a la autodeterminación de los pueblos como un derecho irrenunciable del pueblo de Cataluña". La cámara había votado hasta en tres ocasiones (1989, 1998 y 2010) textos en los que reconocía este derecho, aunque nunca, como hoy, lo había declarado "irrenunciable" para Cataluña. Convergència i Unió, Iniciativa per Catalunya, Esquerra Republicana y Solidaritat Catalana per la Independència han votado a favor de una moción que también sirve para apoyar la consulta soberanista que Barcelona votarà el 10 de abril. El referendo popular,sin validez legal, se sumarà a los más de 500 que otras localidades catalanas han celebrado hasta ahora. ICV se ha abstenido en el apoyo a la votación popular porque considera que los partidos utilizan estas consultas como arma política.

CiU ha querido dejar claro que la moción aprobada no acerca Cataluña a su independencia. Uriel Bertran, de Solidaritat, ha querido verlo así: "Significa un paso importante en el camino de la independencia, que este Parlamento votarà más pronto que tarde". Pero la diputada de CiU Dolors Batalla enfrió sus ánimos: "La moción dice lo que dice, no la interprete. Ha dicho que CiU camina a la independencia, no nos haga decir lo que no decimos y que no pensamos". Los nacionalistas han votado sí a la moción después de rebajar sustancialmente el texto propuesto por Solidaritat, que pedía la cesión de espacios para la votación popular de Barcelona y exigía el reconocimiento de la independencia de Kosovo. El diputado de ERC Oriol Amorós criticó "la facilidad de Soldiaritat para transigir hacia CiU", aunque aseguró que los republicanos han votado sí "de forma entusiasta".

Bertran obvió la rebaja de su moción inicial y realizó una exposición en la que aseguró que la independencia estaba muy cerca. Sus declaraciones le merecieron una amonestación de los partidos que votaron en contra, como la de Albert Rivera, de Ciutadans. "Si quiere votamos que usted es Napoleón", le espetó un Rivera que quiso poner agua al vino soberanista: "Esto es un Parlamento, no un café. Es un Parlamento autonómico de un Estado autonómico que tiene 45 millones de habitantes".

La aprobación del texto no tiene ningún efecto práctico, puesto que se limita a una declaración. Pero Solidaritat ya tiene sobre la mesa una ley para la independencia, que pasó su primer trámite parlamentario y está pendiente de votarse en el pleno de la cámara. Aunque la ley, previsiblemente, no se aprobará: CiU, el grupo mayoritario, ya aclaró que no la apoyaría.