La huelga paraliza la industria en Galicia y fracasa en la Administración

Citröen y zara han quedado prácticamente paralizadas, mientras que la Xunta ha calculado el seguimiento entre su personal en menos del 15%

La huelga general ha logrado paralizar las grandes industrias gallegas, como Citroën, Zara y los astilleros de Ferrol y Vigo, así como los principales polígonos industriales, y ha dejado sin actividad los dos mayores puertos de la comunidad, los de A Coruña y Vigo. Sin embargo, el paro ha fracasado en la Administración. Según la Xunta, la incidencia en los servicios que dependen de ella apenas ha sido del 14,4%, y en la enseñanza y sanidad no ha llegado al 10%. Unas 160.000 personas, según cálculos de los sindicatos, secundaron al mediodía las manifestaciones convocadas en las principales ciudades, con marchas masivas en Vigo, la ciudad, junto a Ferrol, donde ha resultado más visible el paro, que ha detenido la mayor parte de la actividad laboral y ciudadana. Dos marchas multitudinarias, una convocada por los sindicatos estatales y otra por los nacionalistas de la CIG, han tomado el centro urbano. En el transporte, apenas se han cumplido un 60% de los servicios mínimos, según los datos que las empresas del sector han facilitado a la Xunta.

Más información
El paro se acerca al 100% en las industrias del área metropolitana de Barcelona, según los sindicatos
El paro en los autobuses marca la huelga en Madrid

La actuación de los piquetes ha resultado decisiva para conseguir el cierre de buena parte de los comercios en Vigo, Santiago y A Coruña. En esas ciudades, los piquetes lograron cerrar grandes centros como El Corte Inglés. Tampoco han funcionado los servicios de recogida de basuras en los núcleos urbanos más poblados. En Ferrol, la presión de los piquetes logró un cierre insólito, el del hipermercado Alcampo, donde se pactó una apertura simbólica de diez minutos y luego se echó la reja. En Narón, tuvo que cerrar el centro comercial Odeón, uno de los mayores de Galicia. En este municipio, ha echado el cierre hasta el Ayuntamiento, en virtud de un acuerdo entre Tega, el partido gobernante, y el BNG.

En la Administración, sin embargo, el paro ha tenido mucha menor incidencia. En la sede central de la Xunta, en Santiago, la actividad ha sido prácticamente la habitual, y en hospitales como el de A Coruña el efecto más visible de la huelga fue la menor afluencia de pacientes. El Gobierno gallego cifra en un 14,9% el seguimiento, que rebaja al 9% en sanidad y educación. Los sindicatos elevan esa cifra, aunque admiten que el paro en educación está de lejos de ser mayoritario: según CC OO, ha tenido una incidencia del 25% en los colegios privados y de un 20% en los públicos.

Doce personas han sido detenidas durante la jornada por supuestos actos vandálicos y un dirigente de la CIG ha sido atendido en el hospital de Ourense. El delegado del Gobierno en Galicia, Antón Louro, ha asegurado, sin embargo, que no se han producido "incidentes relevantes" y que se ha respetado "en general" el derecho de los ciudadanos a ir a la huelga o trabajar.

Varios piquetes en Vigo cortaron el trafico en la autovia A-55 quemando unas ruedas durante 1 hora hasta que los bomberos y la guardia civil restablecieron el trafico.
Varios piquetes en Vigo cortaron el trafico en la autovia A-55 quemando unas ruedas durante 1 hora hasta que los bomberos y la guardia civil restablecieron el trafico.LALO R. VILLAR

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS