Los sindicatos redoblan el pulso con Aguirre y no cumplirán los mínimos

La presidenta madrileña exige a Interior que asegure los servicios esenciales

Madrid no es España pero los sindicatos saben que el éxito de la huelga depende de si logran parar Madrid, bloquear sus transportes. Especialmente a primera hora. La huelga llega así en un clima de guerra abierta entre agentes sociales y Gobierno autónomo. Ayer, el enfrentamiento por la aprobación vía decreto de unos servicios mínimos considerados "abusivos" por los sindicatos ganó en intensidad tras anunciar José Ricardo Martínez, secretario general de UGT-Madrid, que no se van a cumplir: "No los vamos a cumplir. No sé si ha quedado claro. Los servicios mínimos que no acordamos y pactamos no los vamos a cumplir. Y no nos hacemos responsables de las consecuencias".

Aguirre instó al Gobierno central a que garantice el cumplimiento de los servicios mínimos en Madrid (50% en horas punta y 20% en horas valle en autobuses urbanos, interurbanos y metro): "Espero que se respeten por parte de los sindicatos a pesar de las declaraciones que han hecho y confío en que aquellos trabajadores que están nombrados para hacer servicios mínimos vayan a trabajar y sean la delegada del Gobierno y el ministro del Interior los que garanticen este ejercicio".

Los sindicatos presentaron un recurso contencioso administrativo contra ese decreto por considerarlo nulo, a la luz de una sentencia del Supremo de 2002. En la demanda se solicita al juez que comunique a la Fiscalía las similitudes entre aquellos servicios declarados nulos y los de ahora, por si Aguirre ha incurrido en un delito de prevaricación.

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50