Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
LA LUCHA CONTRA EL TERRORISMO

La policía busca un nuevo escondite de ETA en Portugal

Zengotitabengoa, el etarra detenido en el aeropuerto de Lisboa cuando pretendía volar a Venezuela, llevaba un mes escondido.- El juez ordena su ingreso en prisión preventiva

La detención del etarra Andoni Zengotitabengoa cuando se disponía a volar de Lisboa a Caracas confirma que ETA mantiene al menos un escondite en Portugal. El terrorista que huyó precipitadamente de Obidos, donde había montado una base logística y un impresionante polvorín, ha permanecido oculto en el país vecino al menos desde el 3 o el 4 de febrero últimos, cuando abandonó precipitadamente la casa, dejándose las luces encendidas y las puertas abiertas.

El camino de Zengotitabengoa desde ese día hasta que a las diez de la noche de ayer fue interceptado en el aeropuerto internacional de Portela, en las afueras de Lisboa, cuando se disponía a tomar un vuelo a Venezuela, es el objetivo del interrogatorio al que hoy mismo ha sido sometido por los agentes de Unidad de Combate contra el Terrorismo. El etarra iba con el pelo teñido y con gafas graduadas a modo de disfraz. Incluso cuando ya estaba detenido siguió manteniendo que se trataba de un ciudadano mexicano, por lo que fue necesario esperar a la realización de pruebas complementarias con las autoridades policiales españolas.

Las fuentes consultadas han mostrado su extrañeza por el hecho de que el terrorista no hubiera optado por volver a Francia. Y también por que hubiera elegido largarse a Venezuela, precisamente ese país, en medio de la polémica entre el Gobierno español y el de Hugo Chávez por las supuestas relaciones entre el Ejecutivo de éste y la alianza ETA-FARC.

El destino del etarra ha obligado al Gobierno a dar hoy nuevas explicaciones sobre la polémica con Caracas. "Estamos cooperando y actuando en cooperación con todos los países, con Portugal, como se ha demostrado, pero también con Venezuela", ha asegurado la vicepresidenta María Teresa Fernández de la Vega, en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros. Por su lado, los dos grandes sindicatos policiales, el SUP y la CEP consideran que el destino elegido por el etarra es una prueba más de la supuesta connivencia de las autoridades venezolanas con la banda terrorista.

Por el contrario, los servicios antiterroristas celebran el hecho de que la mala calidad de la documentación falsa que llevaba encima el terrorista fuera detectada con cierta facilidad. El pasaporte mexicano falso era, en general, correcto, y los terroristas habían insertado la foto de Zengotitabengoa. Pero los medios de lectura electrónica implantados en el aeropuerto, como en todas las fronteras del espacio Schengen, lo detectaron prácticamente de inmediato. "Las papelas [documentos] falsos les valen para alquilar pisos o engañar a un ciudadano normal, pero no para un control fronterizo especializado y eso es una debilidad más", según las fuentes.

Además del escondite en el que ha permanecido oculto Zengotitabengoa (su cara y el vídeo en el que aparecía han sido ampliamente difundidos por los medios), también se extiende la búsqueda de Oier Gómez Mielgo, el compañero del ahora detenido.

Esta misma noche, el Tribunal Central de Instrucción Criminal (TCIC) de la capital lusa ha ordenado el ingreso en prisión preventiva de Zengotitabengoa, acusado de práctica, adhesión y apoyo al terrorismo en relación con el almacén de explosivos que fue encontrado el pasado 4 de febrero en Obidos.