Aplazado el juicio a Otegi por dudas en la traducción de lo que dijo en el homenaje a un etarra

La defensa argumenta que la versión de la intérprete no se corresponde con el discurso del ex portavoz de Batasuna.- "No hemos entendido ni papa", dice la juez

Las dudas suscitadas en la defensa del ex portavoz de Batasuna Arnaldo Otegi sobre el discurso que pronunció durante el homenaje al preso etarra José María Sagarduy en julio de 2005, han obligado al tribunal de la Audiencia Nacional que lo juzga junto a otras dos pocesados a suspender la vista hasta mañana.

La segunda sesión del juicio a Otegi, a la ex presa etarra Itziar Galardi y a Josune Irakulis, acusados de un delito de enaltecimiento del terrorismo, ha estado marcada por los problemas de traducción, según la defensa, de los vídeos que varios medios de comunicación capturaron en el acto. La polémica ha surgido tras el visionado de las imágenes, cuando la presidenta del tribunal, Ángela Murillo, ha pedido a la intérprete que tradujera la frase que aparecía en la pancarta que presidía el escenario, y ésta ha dicho: "Liberad o soltad a Gatza".

Más información
"¡Como si toma vino!"
Otegi afirma que su propuesta era pacífica, pero no rechaza la violencia

En ese momento, la defensa de Otegi y Galardi, Jone Goirizelaia ha considerado errónea la traducción y la magistrada le ha pedido que lo tradujera ella misma, a la que no ha accedido porque "no es labor" de la defensa. La traductora ha precisado entonces que "Askatu Gatza" significa "Libertad para Gatza", tras lo que ha pedido perdón a la defensa, aunque Murillo le ha dicho: "Aquí no tiene que pedir ningún perdón a nadie".

Posteriormente, las acusaciones han solicitado a la sala que se tradujeran las palabras de Otegi, pero Goirizelaia se ha negado porque cree que el Foro Ermua y Dignidad y Justicia acusan a su cliente de unas manifestaciones que "ahora dicen que no saben lo que significan". "Lo que es evidente es que la sala no ha entendido ni papa", ha exclamado Murillo, que ha suspendido media hora la vista para que se realizara la traducción. A la vuelta del receso, la intérprete ha leído la traducción, de cuya exactitud han dudado las defensas, que han exigido que se realice un contraperitaje de la prueba, para lo que la sala les ha emplazado a presentar su perito en la sesión de mañana.

"Si fuera El Quijote"

"No es que quiera poner pegas, pero no sabemos si nos dará tiempo de hoy para mañana y no queremos comprometernos", se ha excusado Goirizelaia, aunque Murillo le ha replicado: "Hombre, si fuera El Quijote, pero para un trocito...". Por ello, ha añadido la magistrada, se realizará una nueva traducción por parte de otro intérprete de euskera de la Audiencia Nacional y ha instado a las defensas a aportar su perito mañana.

Antes del visionado han declarado varios testigos, entre ellos, la pareja de Sagarduy, Concepción Luna Aragón, que ha explicado que fue un "acto político" para pedir la libertad de "Gatza", y no un homenaje a su persona. "Nosotros hicimos un acto para recordar a la sociedad que José Mari llevaba 25 años de cárcel y que tenía la tercera parte de su pena cumplida, y que ya era hora de que volviera a casa", ha subrayado Luna Aragón, que, no obstante, ha recordado que no estuvo presente porque ese día había ido a visitar a Sagarduy a la cárcel.

Al término de la sesión, cuando Otegi abandonaba la sala escoltado con agentes de la Policía Nacional, la decena de amigos y seguidores que han acudido al juicio le han aplaudido y lanzado gritos de apoyo, tras lo que Murillo les ha reprendido y les ha prohibido la entrada en la sesión de mañana.

La defensa considera que la traducción "no se ajusta" a la realidadAGENCIA ATLASundefined

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS