Zapatero: "Si alguien llama a Europa, el teléfono es el de Van Rompuy"

El presidente del Gobierno presenta su programa de actuación para este semestre junto a Van Rompuy y Durão Barroso y aclara quién es el presidente de esta Europa tricéfala

La imagen conjunta de los tres nuevos líderes de la Unión Europea ha inaugurado la presidencia española de la UE, que arranca hoy con el cometido de desarrollar un plan que convierta a Europa en la economía del conocimiento más competitiva del mundo en los próximos diez años. El presidente permanente de la UE, Herman van Rompuy; el de la Comisión, José Manuel Durão Barroso; y el presidente de turno del Consejo Europeo, José Luis Rodríguez Zapatero, han comparecido hoy juntos por primera vez para presentar los principales objetivos del nuevo periodo: la lucha contra la crisis económica y contra el cambio climático.

Las dudas sobre una Europa tricéfala han planeado durante esta primera comparecencia, en la que Zapatero ha querido dejar claro que en caso de crisis, quien manda es Van Rompuy. Si alguien llama desde el otro lado del Atlántico el teléfono que debe sonar es el del presidente permanente del Consejo "porque para eso se ha instituido", ha afirmado el jefe del Ejecutivo español. "El Tratado de Lisboa es muy claro en cuanto al reparto de papeles", ha añadido Van Rompuy, quien, sin hacer especificaciones concretas se ha limitado a explicar que unas iniciativas partirán de su departamento, otras de la Comisión y otras serán a propuesta de la presidencia de turno.

Más información

El liderazgo europeo no ha sido la única duda. La autoridad de Zapatero, que hoy toma el relevo al frente de la presidencia de turno de la UE, ha sido cuestionada. ¿Puede capitanear la recuperación económica de Europa el líder de un país que sufre duramente las consecuencias de la crisis y cuya tasa de desempleo duplica la media europea? Las prestigiosas publicaciones económicas Financial Times y The Economist han puesto en tela de juicio la capacidad de Zapatero, que ha considerado, sin embargo "inaudito" que se dude de la autoridad de España para luchar contra la crisis. "España es uno de los países que en los últimos 30 años presenta un balance más fuerte de crecimiento, desarrollo económico y bienestar", ha defendido el presidente.

Pese a la recesión española, Zapatero ha propuesto una receta para vencer a la crisis: avanzar en la unidad económica europea para asegurar el bienestar de los ciudadanos. "Si nos unimos más, conseguiremos más cosas", ha dicho el jefe del Ejecutivo, que ha recordado que Europa ha prosperado siempre que se ha apostado por incrementar las políticas comunitarias.

La Estrategia 2020

La recuperación económica es también para el presidente permanente del Consejo Europeo, Herman van Rompuy, el objetivo esencial de la nueva presidencia. "Necesitamos un mayor crecimiento económico para financiar nuestro modelo social y defender el modelo de vida europeo", ha apuntado Van Rompuy que, al igual que Zapatero, ha pedido el compromiso de todos los países miembros en la nueva Estrategia 2020, el nuevo plan para impulsar la economía europea, que sustituirá a la fracasada estrategia de Lisboa.

Por ello, el presidente permanente de la UE ha convocado un consejo informal de jefes de Estado y de Gobierno el próximo 11 de febrero. "Mi objetivo es que haya una debate fundamental" en la primera toma de contacto, para organizar en primavera "un consejo más estructurado" y aprobar finalmente la Estrategia 2020 en el Consejo de junio, al final de la presidencia española", ha explicado Van Rompuy.

En la misma línea que Zapatero y Van Rompuy, el presidente del Consejo Europeo, José Manuel Durão Barroso, ha enmarcado el nuevo plan económico europeo en el contexto de "interdependencia global de las economías", que exige a Europa "dotarse de un trabajo coordinado". "No podemos seguir como hasta ahora", ha sentenciado Barroso.

Segunda prioridad: la lucha contra el cambio climático

Junto al impulso de la economía europea, la lucha contra el cambio climático es el segundo de los grandes retos de la nueva presidencia europea. "La UE debe continuar siendo el motor en esta materia", ha anunciado Van Rompuy. Aunque ha reconocido que los resultado obtenidos en la Cumbre de Copenhague no son los que hubiera deseado Europa, ha subrayado que "no hay por qué ser pesimistas" porque la Cumbre ha permitido hacer algunos avances.

El presidente permanente ha afirmado que Europa desempeñará "el papel que le corresponde" en el liderazgo de la lucha contra el cambio climático, por lo que también será uno de los temas a tratar en el consejo informal del 11 de febrero.

Lo que no es prioridad para la UE es la política hacia Cuba. Aunque "es importante para España", Zapatero ha reconocido, como ya había hecho hoy con varios medios de comunicación europeos, que la política europea hacia Cuba no puede ser una de las prioridades cuando Europa debe afrontar retos como la crisis económica, el cambio climático o las cumbres con Rusia y Estados Unidos.

Zapatero, Van Rompuy y Durao Barroso, durante la rueda de prensa que han ofrecido hoy en Madrid.
Zapatero, Van Rompuy y Durao Barroso, durante la rueda de prensa que han ofrecido hoy en Madrid.EFE
El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, ha dicho hoy tras mantener un encuentro con los presidentes del Consejo Herman Van Rompuy, y con el de la Comisión Europea, José Manuel Durõo Barroso, que "España está a punto de salir de la crisis, si no lo ha hecho ya" y ha defendido la capacidad de la presidencia española de la UE para liderar la salida de la crisis.AGENCIA ATLAS

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50