Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Guardia Civil se incauta en El Prat de ocho kilos de cocaína

La droga estaba escondida en bombones y café

L'HOSPITALET DE LLOBREGAT

Los viajeros suelen volver de sus destinos con suculentos regalos gastronómicos, como las ensaimadas de Mallorca o el chocolate suizo. Sin embargo, el souvenir de L.R.T, español de 52 años, no pasó el control policial de la T-1 del aeropuerto de El Prat: el viajero llevaba en su equipaje ocho kilos de cocaína escondidos en bombones y paquetes de café. L.R.T. fue detenido por la Guardia Civil, acusado de un delito contra la salud pública, y puesto a disposición del juzgado de guardia de El Prat de Llobregat.

El detenido llegó el pasado día 4 a Barcelona procedente de Suramérica. Viajó en uno de los llamados vuelos calientes, especialmente vigilados por la policía al tratarse de trayectos en los que se acostumbra a incautar droga. El contenido de su maleta despertó recelos en el control policial: dos paquetes de bombones y cinco de café sudamericano. La Guardia Civil analizó los alimentos y descubrió que los bombones eran en realidad bolas de cocaína recubiertas de chocolate y el café iba mezclado con droga: en total, se incautó de 7,9 kilos de cocaína.

Mezclar la droga con alimentos para intentar pasar desapercibido en los controles aeroportuarios es una práctica habitual: el 25 de septiembre, también en el aeropuerto de El Prat, un ciudadano español fue detenido por llevar siete kilos de cocaína escondidos en latas de conserva.