"Mi hermano no es una víctima, es un héroe, es un 'gudari'"

Cientos de personas y los principales dirigentes políticos guardan cinco minutos de silencio en repulsa por el asesinato de Eduardo Puelles García, en Arrigorriaga .- Los Príncipes de Asturias presiden en Bilbao el funeral por la última victima de ETA

Ciudadanos y diversas autoridades han secundado los cinco minutos de silencio por la última vícitma de ETA celebrados en Arrigorriaga
Ciudadanos y diversas autoridades han secundado los cinco minutos de silencio por la última vícitma de ETA celebrados en ArrigorriagaEFE

Varios miles de vascos se han concentrado este mediodía en los pueblos y capitales vascas en silencio, en repulsa por el asesinato de ayer por ETA del policía Eduardo Puelles. La concentración de Arrigorriaga, lugar del atentado y donde vivía Puelle, ha sido la más emotiva y la que ha concentrado a los principales representantes políticos.

En la localidad vizcaína se han reunido en silencio, la madre y dos hermanos del agente asesinado, además de entre otras personalidades, el 'lehendakari', Patxi López; el presidente del Senado, Javier Rojo; la presidenta del Parlamento Vasco, Arantza Quiroga, y los máximos dirigentes del PNV, Iñigo Urkullu; del PP vasco, Antonio Basagoiti; de EB, Mikel Arana, y la secretaria de organización del PSOE Leire Pajín.

Más información

Josu Puelles, el hermano ertzaina de la última víctima de ETA, ha asegurado al término del acto que "mi hermano no es una víctima del terrorismo, es un héroe, es un gudari". Agentes de la policía autonómica vasca han retirado de los muros del Ayuntamiento, momentos antes que comenzaran los cinco minutos de silencio, una parcarta con la imagen de un preso etarra de la localidad entre los aplausos de las personas que han acudido a la concentración.

Los Príncipes, en el funeral

Los Príncipes de Asturias han presidido en Bilbao el funeral del inspector del Cuerpo Nacional de Policía Eduardo Puelles García, asesinado ayer por ETA. A la ceremonia, que ha tenido lugar en la iglesia de San José de la Montaña de Bilbao, han asisitido, además de familiares y personas allegadas, la vicepresidenta primera del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega y el lehendakari Patxi López, así como el consejero de Interior vasco, Rodolfo Ares y otros representantes institucionales.

El féretro ha abandonado la subdelegación del Gobierno de Bilbao, dondo ha estado instalado la capilla ardiente, en dirección a la Iglesia de San José portado por agentes de la Guardia Civil, la Policía Naciona, la Policía Local y la Ertzantza. Antes de abadonar el edificio ha sido despedido por el himno nacional y los aplausos de los asistentes.

Para esta tarde está convocada a las 18.00 una manifestación contra ETA. A la marcha acudirá el 'lehendakari' López y discurrirá por las calles principales de Bilbao con el lema Por la libertad, ETA no, Askatasuna.

Eduardo Puelles García, de 49 años, casado y padre de dos hijos, fue asesinado por ETA ayer por la mañana, cuando se dirigía a su trabajo como jefe del grupo de seguimientos (los que vigilan a los terroristas), con una bomba lapa con casi dos kilos de explosivo colocada en los bajos de su coche cuando se encontraba en un aparcamiento público en la localidad de Arrigorriaga. Las investigaciones apuntan a que el asesinato es obra de un comando de legales, es decir, terroristas sin fichar, huidos del golpe asestado en julio pasado al comando Vizcaya.

En repulsa por el vil asesinato de Eduardo Antonio PuellesAGENCIA ATLAS
Arrigorriaga se viste de luto y firmeza para condenar la última acción de ETAAGENCIA ATLAS

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50