Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Zapatero reitera que "lo más duro de la crisis ha pasado ya"

Rajoy lo acusa de mentir y de haber ocultado la subida de impuestos en la campaña electoral

"Lo más duro de la crisis ha pasado", ha proclamado el presidente del Gobierno ante el Pleno del Congreso de los Diputados, en una respuesta al líder de la oposición, Mariano Rajoy.

José Luis Rodríguez Zapatero ha pronosticado que el 2010 será el año de la recuperación y en 2011 habrá ya un crecimiento positivo de la economía española. El presidente ha defendido la subida de los impuestos sobre los hidrocarburos y el tabaco y ha asegurado que, pese a ese incremento, la presión fiscal sigue siendo más baja que cuando gobernaba el PP. "Hemos bajado casi dos puntos la presión con respecto del PIB y ustedes subieron los hidrocarburos un 10% y aseguraron que era una actualización", ha respondido Zapatero, quien ha acusado a Rajoy de "demagogia y falta de seriedad".

El presidente se ha jactado de haber bajado desde 2004 el IRPF, el Impuesto de Sociedades y haber eliminado el de Patrimonio, lo qye ha situado la presión fiscal en un 32,8% del PIB, la más baja desde 1995.

Por su parte, Rajoy le ha echado en cara que en la campaña electoral de las europeas haya "mentido" y ocultado que preparaba una subida de impuestos y ha asegurado que si hoy la presión es menor se debe únicamente a que la caída de la economía ha reducido la recaudación. Rajoy ha utilizado reiteradamente palabras como mentira y engaño para referirse a las sucesivas modificaciones de las previsiones económicas del Gobierno, a lo que Zapatero ha respondido que también los organismos internacionales han modificado esas previsiones y no son "unos mentirosos compulsivos".

Soraya Sáenz de Santamaría, portavoz del PP, ha continuado la línea de Rajoy en su pregunta a la vicepresidenta primera, para acusar al Gobierno de "subir impuestos para tapar agujeros de su ineficacia".

La vicepresidenta del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, le ha respondido con las habituales insinuaciones a los imputados, las contrataciones para quienes acudan a mítines de Rajoy y la gestión del PP en comunidades como Madrid y Valencia.

El PP ha seguido también su acoso al vicepresidente tercero, Manuel Chaves, con otra pregunta sobre su presunto trato de favor a una empresa en la que trabaja su hija. El diputado del PP Juan José Matarí ha pedido su dimisión y Chaves le ha acusado de mentir y manipular.