ICV exige que el consumidor sepa si los animales de granja comen transgénicos

Los ecosocialistas quieren llevar al Parlamento Europeo sus iniciativas en defensa de los animales

Raül Romeva, eurodiputado de Iniciativa per Catalunya-Verds (ICV), intentará lograr que los consumidores puedan saber, mediante regulaciones europeas, si la carne que comen procede de animales alimentados con productos transgénicos. Se ocupará de ello si logra revalidar el escaño que los ecosocialistas en el Parlamento Europeo, a lo que aspira en las elecciones del próximo 9 de junio. Esta mañana se ha reunido con los representantes de varias asociaciones de defensa de los animales, que le han pedido que dé voz a esta y otras de sus reivindicaciones.

Romeva también seguirá luchando contra las corridas de toros, y para ello se compromete a denunciar las subvenciones de la UE que pueda obtener el sector de la tauromaquia de forma indirecta. Las ayudas a las ganaderías serían para Romeva un ejemplo de esta subvención indirecta. La afición a las corridas de toros está disminuyendo, según el ecosocialista, y ello le hace pensar que la fiesta es insostenible sin ayudas. También pedirá que el carácter tradicional de esta fiesta no sirva para excluirla de las normas de protección animal.

Otras preocupaciones de las asociaciones animalistas que ICV incluirá en su programa europeo son la revisión del sistema de subvenciones a los productores de carne y la mejora de la situación de los animales en cautividad.

"Mucha gente se interesa por los derechos de los animales, pero hay pocos partidos que se ocupen de este tema. Por eso le agradecemos el interés a Romeva", ha explicado Jonathan Torralba, de Anima Naturalis. Le acompañaba Yolanda Valbuena, de la Fundación Altarriba de Amigos de los Animales, y Jennifer Berengueras, de la Fundación para la Adopción, Apadrinamiento y Defensa de los Animales

Regístrate gratis para seguir leyendo

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS