Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El PSOE salva los Presupuestos en el último suspiro

PNV y BNG reconsideran su rechazo a las cuentas públicas.- El principio de acuerdo prevé la transferencia de las competencias de Investigación al Ejecutivo vasco y de 125 millones más para Galicia

A las 13.45 no había acuerdo y diez minutos después, el PSOE volvía a llamar a la negociación al PNV y al BNG. Pasados veinte minutos de las dos de la tarde, ambos grupos nacionalistas reconsideraban su decisión de vetar los Presupuestos Generales del Estado. Los vascos pactan ahora la cantidad con la que el Ejecutivo dotará la transferencia de Investigación y Desarrollo. Con el BNG, los socialistas han alcanzado un compromiso de elevar la inversión inicial en Galicia prevista en los Presupuestos de 2009 en 125 millones, que hay que sumar a los 2.020 consignados.

El portavoz en el Congreso del PNV, Josu Erkoreka, ha confirmado en rueda de prensa que han retirado la enmienda. "Esto no quiere decir que el acuerdo esté cerrado, seguiremos negociando", ha afirmado Erkoreka, quien confía en que para el lunes esté sellado el pacto. "No hay una sola propuesta -del PSOE- que haya sido definitiva". Erkoreka ha asegurado que las negociaciones se han orientado en las inversiones para tener "un tejido más competitivo" cuando se supere la crisis.

Entre nacionalistas vascos y gallegos suman ocho votos -seis el PNV y dos el BNG- que le bastarían al Gobierno para sacar adelante las cuentas públicas. Tras la presentación de las enmiendas a la totalidad del PP, CiU, ERC e IU-ICV, no sería suficiente con la abstención de ambos, por lo que el PSOE necesita su respaldo conjunto.

El principio de acuerdo se ha producido después de que hasta el último instante los nacionalistas vascos se mostraran muy escépticos con la negociación. Al no haber registrado las enmiendas a las dos de la tarde se ha planteado la hipótesis de que éstas llegaran fuera de plazo y tuviera que ser la Mesa y la Junta de Portavoces la que el lunes decidiera la admisión. Finalmente, los socialistas han logrado prolongar la negociación y el acuerdo definitivo es factible.

Presupuestos "muertos"

El portavoz de economía del PP en el Congreso, Cristóbal Montoro, ha confirmado esta mañana el rechazo de su grupo a los Presupuestos, porque en su opinión están "muertos antes de ser debatidos" y se han quedado "desactualizados". Montoro ha justificado la enmienda a la totalidad a las cuentas porque traerán "pérdida de bienestar y más paro", vuelven a "incrementar la deuda pública" y no se bajan los impuestos.

Desde el Gobierno se habla sobre todo de estabilidad gracias a este acuerdo. Así, el portavoz del PSOE, José Antonio Alonso, ha asegurado que este pacto es "sólido y muy satisfactorio para todas las partes" y permitirá dar "estabilidad política y económica" a la sociedad. Por su parte, la vicepresidenta primera del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, ha dicho que son "los presupuestos que necesita el país", porque son "austeros, rigurosos y solidarios".

Los negociadores socialistas en las reuniones de hoy han sido el propio Alonso, Ramón Jáuregui y Francisco Fernández Marugán. Por el otro lado, Josu Erkoreka y Pedro Azpiazu, del PNV, y Francisco Jorquera, del BNG. Azpiazu había asegurado esta mañana que era preferible "guardar prudencia" y esperar "a última hora" a ver cómo culminaba la negociación, aunque le parecía "bastante difícil" poder alcanzar un acuerdo.

El PNV, última opción

Las posibilidades del PSOE de contar con CiU se cerraron tras la reunión mantenida el pasado miércoles entre el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, y el portavoz nacionalista, Josep Antoni Duran Lleida, quien exigió más medidas para impulsar la "economía real".

Cerrada esta posibilidad, elel PSOE centró todos sus esfuerzos en recuperar el acuerdo con el PNV. Después del encuentro entre Zapatero y Erkoreka, el presidente se comprometió a tomar parte en las negociaciones para superar los escollos que hacen imposible el entendimiento.