Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Kaká quiere ser sacerdote

El brasileño se dedicará a su vocación religiosa cuando termine la deportiva

Kaká será pastor evangélico al terminar su carrera deportiva. Siempre se ha sabido que el futbolista brasileño, cuyo verdadero nombre es Ricardo Izecson Dos Santos Leite, es una persona con un profundo sentir religioso, pero ahora ha dado un paso más al afirmar que le gustaría ser "pastor evangélico".

"Me gustaría mucho. Es un recorrido de mucho empeño; hay que estudiar teología, seguir un curso, profundizar en las enseñanzas de la Biblia. Un pastor evangélico lee la Biblia y trasmite sus preceptos", ha comentado Kaká, en entrevista que publica la edición italiana de la revista GQ.

Kaká, que en varias ocasiones ha hablado de su particular forma de ser (declaró haberse casado virgen tras varios años de noviazgo, y pese a las "tentaciones"), considera que en la sociedad actual "no es fácil aplicar las cosas escritas hace miles de años".

"Pero ese es el deber de un buen pastor, actualizar las enseñanzas de la Biblia", ha añadido Kaká. El futbolista, en cambio, rechazó que su vocación le llegara tras estar a punto de ahogarse en una piscina cuando tenía dieciocho años, como publican varios mentideros en internet.

"He crecido con la educación de la Biblia. Ese incidente (caer en la piscina) aconteció en el año 2000. Me torcí el cuello y tengo lesionada la sexta vértebra cervical", explica a la revista.

Mientras espera a dar rienda a sus aspiraciones religiosas, la carrera deportiva del jugador del Milán prospera. Es favorito para ser nombrado Balón de Oro 2007, el próximo domingo. Sobre sus objetivos deportivos, Kaká, que será padre por primera vez en 2008, explica que le falta "ganar una Copa del Mundo".