Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
La ofensiva terrorista

Otegi pide a ETA que mantenga el alto el fuego permanente

Batasuna insta a la banda terrorista a que conserve "intactos" sus compromisos y dice que el diálogo debe hacerse en ausencia de violencia

El portavoz de la ilegalizada Batasuna Arnaldo Otegi ha pedido esta mañana a ETA que mantenga "intactos" sus compromisos con el alto el fuego permanente, cuyos contenidos y objetivos fueron explicitados por la propia organización terrorista en su comunicado del 22 de marzo, en el que anunció la tregua. En una rueda de prensa ofrecida en San Sebastián, Otegi ha leído una declaración en la que ha reclamado también al Gobierno que "garantice las condiciones democráticas" para facilitar un proceso de diálogo que, ha subrayado, debe producirse "en ausencia de violencia".

Otegi ha afirmado que la izquierda abertzale se reafirma "en uno de los compromisos adquiridos en su día en Anoeta en el que se refiere a su compromiso de entender que el diálogo político resolutivo se tiene que desarrollar necesariamente en ausencia de cualquier tipo de violencia". Además, Batasuna ha realizado dos llamamientos, el primero de ellos dirigido a emplazar a los partidos vascos a que, "sin dilaciones ni condiciones, se pongan de acuerdo sobre las bases" para la puesta en marcha del diálogo político.

Por otro lado, ha instado "a los agentes implicados en el diálogo ETA-Gobierno español a que manifiesten públicamente su disposición y compromiso con el proceso político multilateral". Al Gobierno central le ha hecho "un llamamiento más expreso" para que garantice las condiciones democráticas que garanticen la puesta en marcha de un proceso de soluciones políticas". De esa manera, la formación ha querido "recoger el guante" de los emplazamientos que le hicieron llegar las diferentes fuerzas políticas, sindicales y sociales en los contactos que mantuvieron tras el atentado de Barajas.

"Absoluta sinceridad y honestidad"

En esos contactos, compartieron sus "preocupaciones y análisis" con "quienes ha querido hablar con la izquierda abertzale, que han sido muchos", y lo hicieron con "absoluta sinceridad y honestidad", "fuera de las cámaras y del debate público". Según Otegi, en esas reuniones han podido constatar que "la inmensa mayoría, por no decir prácticamente la totalidad de las fuerzas políticas" del País Vasco, entiende el Gobierno español ha llevado a cabo una "pésima gestión del proceso abierto tras la declaración del alto el fuego".

Tras precisar que eso "no debe ser entendido como un reproche sino como una constatación", señaló que el Ejecutivo del PSOE "o no ha querido o no ha sabido responder de manera constructiva y positiva a la oferta realizada" por ETA el 22 de marzo. Además, ha constatado que "la inmensa mayoría de fuerzas política, sociales y sindicales", tras el atentado de Barajas "entiende que la izquierda abertzale tiene una especial responsabilidad por su caracter de interlocutor necesario en este proceso en la reconducción de la actual situación que vivimos".

Por último, ha exigido a ETA que "mantenga intactos los compromisos y objetivos explicitados en su comunicado del 22 de marzo", en el que anunció su intención de declarara un alto el fuego permanente. En su segunda intervención tras la ruptura de la tregua, Otegi, que no ha admitido preguntas, ha comparecido ante la prensa junto a los también integrantes de la comisión negociadora Rufi Etxeberria y Arantxa Santesteban.