Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
El futuro de Euskadi

El Gobierno cree que ETA no ordenó los ataques del fin de semana en Navarra y Getxo

Zaplana afirma que el Gobierno no condenó "contundentemente" los ataques "gravísimos" del fin de semana

El Gobierno cree que los ataques de kale borroka que se produjeron el pasado fin de semana -el incendio de la ferretería de un concejal de UPN en Barañaín (Navarra) y el ataque a las oficinas de Mapfre de Getxo (Vizcaya)-, no responden a una orden de ETA. Así lo ha asegurado el secretario de Estado de Comunicación, Fernando Moraleda, basándose en los indicios que maneja el Ejecutivo y en las declaraciones realizadas ayer por Batasuna. De hecho, José Antonio Labordeta, que se ha reunido hoy con el presidente, ha indicado que Zapatero cree que los atentados son "actos muy puntuales". Sin embargo, el Gobierno navarro asegura que dispone de "informes" que "pueden hacer ver que son grupos mandados por la propia dirección" de ETA.

Moraleda ha hecho estas consideraciones en la rueda de prensa celebrada en La Moncloa en la que ha dado cuenta de las reuniones que ha mantenido José Luis Rodríguez Zapatero,con los diputados de la Chunta Aragonesista José Antonio Labordeta y de EA Begoña Lasagabaster, en el marco de la ronda de contactos sobre el alto el fuego de ETA. Según Moraleda, la información de que dispone el Gobierno y el hecho de que los representantes de Batasuna se desmarcaran ayer de los ataques y se solidarizaran con las víctimas hace pensar al Gobierno que la banda no ordenó su comisión, de lo que se desprende que los atentados fueron cometidos por incontrolados que actuaban por su cuenta. No obstante, ha dicho que hay que esperar todavía al resultado de las investigaciones que se llevan a cabo.

La "posición ponderada" de Rajoy

Además, Moraleda también ha elogiado la "posición ponderada y prudente" que está adoptando el líder del PP, Mariano Rajoy, que ha reiterado su apoyo al Gobierno exigiendo, eso sí, que "se aclare" quién ha perpetrado los ataques y por qué. Moraleda ha reiterado el rechazo del Gobierno a todo tipo de violencia y ha subrayado que Interior está trabajando a fondo para identificar a los autores de los ataques, actos que son "dos atentados incompatibles con el proceso de paz". Se sabrá quiénes son los responsables y se informará de ello. "Creo que cada vez nos acercamos más a que no se trata de una orden, pero habrá que esperar al resultado de las investigaciones", ha reiterado.

En cualquier caso, ha aseverado que, aunque se trate de hechos aislados y descontrolados, han de combatirse "sin la más mínima excusa" porque la violencia no puede calificarse de alta o baja intensidad, porque toda es rechazable. Moraleda ha repetido lo dicho ayer, que el Gobierno "toma nota" de la posición de Batasuna y de que "están iniciando el camino que todos deseamos", pero "ese camino hay que recorrerlo en su totalidad, y hay que cumplir la ley". Preguntado por la posibilidad de que esos ataques puedan alterar el calendario para el inicio de un diálogo con la banda, ha dicho: "No hay razones para cambiar el objetivo, pero puede haberlas en el futuro, y lo importante ahora es determinar que estamos ante un proceso de verificación en el que el alto fuego pasa a ser un hecho constatable".

"Acto muy puntual"

Moraleda ha instado a que nadie piense que éste pueda ser un proceso "corto y fácil" y ha hecho hincapié en que "si esta carrera tiene algo de importante es alcanzar la meta y la meta es la paz". Ante las críticas realizadas esta mañana al Gobierno por el dirigente del PP Eduardo Zaplana acusándole de no haber sido lo suficientemente contundente ante los ataques del fin de semana, el secretario de Estado ha emplazado a la actitud que está manteniendo el líder de este partido. "El Gobierno escucha, y con atención, las observaciones de Rajoy, que ha adoptado una posición ponderada y prudente ante un proceso largo, duro y difícil", ha añadido Moraleda, quien ha subrayado que esa es la actitud que el Ejecutivo quiere resaltar y reconocer.

En la SER, Zaplana ha dicho que "desearía que el Gobierno hubiera condenado contundentemente" los atentados. El portavoz del PP ha restado importancia a las declaraciones de del portavoz de Batasuna Joseba Permach, que habló de actos "muy graves" y se solidarizó con los afectados. Para Zaplana, los atentados "demuestran evidentemente" que el alto el fuego no está siendo respetado. Por su parte, Acebes ha asegurado hoy que es "incomprensible" que, después de "dos actos terroristas" y de las "cartas de extorsión" de ETA, el Gobierno diga que Batasuna está "recorriendo el camino que todos deseamos". Para Acebes "se están haciendo elogios y se está permitiendo" a esta organización ilegalizada "una presencia normalizada en la vida pública". "Batasuna no existe. Pero no porque lo diga el PP. Es que lo ha dicho el Supremo por unanimidad. Es que lo ha dicho el Constitucional, está en la lista de organizaciones terroristas de la UE", ha añadido.

Por otra parte, el diputado Labordeta ha dicho, tras reunirse con Zapatero, que tiene la sensación de que fueron actos "muy puntuales". Contrariamente a lo dicho por el Gobierno, el presidente de Navarra y de UPN, Miguel Sanz, ha asegurado que dispone de "informes" que "pueden hacer ver que son grupos mandados por la propia dirección" de ETA los autores del atentado de Barañáin. "Hay otros que pueden decir lo contrario, que son grupos incontrolados al margen de las instrucciones de la dirección, pero eso no es lo importante. Si son grupos incontrolados la obligación es controlarlos y si son controlados, son controlados. En cualquier caso son terroristas", ha indicado. Con este argumento ha sostenido "que no existe ningún proceso de paz mientras existan acciones terroristas" y por ello "no se puede solicitar autorización a las Cortes generales para una negociación porque sería incumplir el acuerdo cuando no se están garantizando las bases de no violencia".

Batasuna: "El Gobierno lo está haciendo muy mal"

El dirigente de Batasuna Pernando Barrena ha opinado esta tarde hoy que el Gobierno "lo está haciendo muy mal", al contrario de lo que, en su opinión, hace su formación, que actúa "con responsabilidad" y demuestra que "está a la altura de las circunstancias". Barrena ha señalado en una rueda de prensa en San Sebastián que si Moraleda afirma que Batasuna va por buen camino, esta formación "no puede decir lo mismo" del Ejecutivo, que "va por muy mal camino".

"Ésa es la verificación que, a fecha de hoy, pone sobre la mesa Batasuna", ha subrayado el líder abertzale, quien ha calificado de "grave, muy grave" la detención de ayer de Sandra Barretnetxea, a quien se relaciona con Ibon Meñika, en prisión desde la semana pasada por llevar presuntamente 90 bonos para financiar a ETA. Estas detenciones "no son casualidades ni hechos aislados y no están llevadas a cabo por incontrolados", sino que tras ellas "está el PSOE como responsable político".

Más información