Antonio Ariño dimite por sorpresa como vicerrector de Cultura de la Universitat de València

El catedrático de Sociología, que ha logrado dinamizar el centro cultural de la Nau, ha presentado su renuncia tras la aprobación de los presupuestos de la institución

Antonio Ariño, a la derecha, antes de una charla en la Nau entre el escritor Manuel Vicent y el periodista Miquel Alberola, en 2014.
Antonio Ariño, a la derecha, antes de una charla en la Nau entre el escritor Manuel Vicent y el periodista Miquel Alberola, en 2014.MÒNICA TORRES

El catedrático de Sociología Antonio Ariño, de 67 años, ha presentado su dimisión irrevocable como vicerrector de Cultura e Igualdad, según ha trasladado el propio afectado a un grupo de amigos y colaboradores. La decisión ha sorprendido incluso a su entorno más cercano. Esta mañana la ha comunicado en un escueto correo electrónico. La pasada semana, el autor de la Ciudad ritual (Anthropos), Premio Nacional de Investigación, presentó la exposición fotográfica de Ricardo Martín en el centro cultural La Nau en compañía de la rectora de la institución, Mavi Mestre, que fue elegida para el cargo hace dos años. Mestre mantuvo como vicerrector a Ariño, que fue uno de los principales apoyos de Esteban Morcillo, el anterior rector. Este periódico se ha puesto en contacto con el vicerrector dimisionario, pero ha declinado hacer declaraciones. Tan solo ha señalado que volverá a la docencia y a la investigación.

Varias fuentes del mundo académico han coincidido en manifestar su sorpresa por la dimisión, si bien han señalado que las relaciones de Ariño con la rectora no eran muy fluidas desde hace tiempo. La rectora nombró el pasado verano a la catedrática de Historia del Arte Ester Alba, exdecana de Geografía e Historia, directora de Cultura, cargo de nueva creación. La dimisión se produce un día después del Consejo de Gobierno de la Universitat en la que se aprobó el presupuesto de la institución para 2021. Las cuentas decrecen un 0,6% hasta los 384.809.841 euros y el capítulo de inversión puede verse afectado por el gasto derivado de las medidas anticovid y por el incremento del gasto de personal. La Universitat incide en que sufre un problema de infrafinanciación.

Ariño se hizo cargo en 2011 de la delegación de Cultura tras la dimisión de Josep Lluís Sirera, siendo vicerrector de Planificación e Igualdad. Desde entonces, uno de sus principales objetivos ha sido impulsar la Nau, el antiguo rectorado de la Universitat, como centro cultural. La rehabilitada Nau ha logrado consolidar su oferta interdisciplinar y convertirse en un punto de referencia de la cultura en pleno centro de Valencia.

En su trayectoria académica, Ariño ha centrado su investigación en el ámbito de la sociología de la cultura, las políticas de bienestar y la teoría sociológica. Ha impartido las asignaturas de Sociología General, Teoría Sociológica y Sociología de la Cultura. Además, ha dado clases en el máster en Gestión Cultural y en el máster en Atención Sociosanitaria a la Dependencia. Ha sido vicerrector de Estudios y Organización Académica, vicerrector de Convergencia Europea y Calidad, vicerrector de Planificación e Igualdad, además de vicerrector de Cultura e Igualdad. Fue vicepresidente de la Federación Española de Sociología.

Siga EL PAÍS EDUCACIÓN en Twitter o Facebook

Apúntese a la Newsletter de Educación de EL PAÍS

Lo más visto en...

Top 50