Fedea critica la falta de transparencia de los datos oficiales sobre empleo en octubre

El ‘think tank’ económico denuncia un ajuste no explicado en la contabilidad de los fijos discontinuos que se esconde tras la caída del paro del último mes

Una camarera atiende a dos clientas en una terraza en la localidad alicantina de Dénia.
Una camarera atiende a dos clientas en una terraza en la localidad alicantina de Dénia.Juan Carlos Cárdenas (EFE)

La Fundación de Estudios de Economía Aplicada (Fedea) ha criticado, durante la presentación de su cuarto observatorio trimestral sobre el mercado de trabajo, la falta de transparencia en los datos de empleo correspondientes al mes de octubre, y que determinaron una inesperada caída del paro en este mes de 27.000 personas. “No puede ser que nuestro trabajo sea hacer de detectives para averiguar cómo se han contabilizado los datos”, ha denunciado Marcel Jansen, investigador de Fedea. La queja del think tank económico se refiere, concretamente, a una alteración en el cómputo de los demandantes de empleo, así como de los fijos discontinuos, que no ha sido explicada ni por el Ministerio de Trabajo ni por el de Seguridad Social, encargados de la estadística de paro registrado que se elabora de forma mensual.

La imposibilidad de acceder, por ejemplo, a los metadatos (datos más específicos) de las estadísticas del Servicio Público Estatal de Empleo (SEPE), imposibilita, en opinión de Fedea, poder evaluar correctamente los efectos que la reforma laboral está provocando en el mercado de trabajo, en cuanto a la incidencia de los distintos modelos contractuales. “Los contratos fijos discontinuos que tenemos hoy no son los de antes de la reforma, por lo que si no se explica cómo se están contabilizando se genera un ruido en las estadísticas que dificulta poder hacer una evaluación rigurosa de los efectos del nuevo marco laboral”, ha señalado Florentino Felgueroso, investigador asociado de Fedea.

La denuncia de Fedea se focaliza en la inesperada bajada del paro registrada en el mes de octubre (27.027 personas menos), en un periodo históricamente malo para el empleo. De hecho, esta merma fue la primera contabilizada dentro de toda la serie histórica, que se remonta hasta 2008. “Llevamos tres años con mucho ruido en la estadística, y ahora se ha focalizado en la caída del paro en octubre. Interpretamos que se ha podido producir un ajuste en el número de demandantes de empleo, que no ha sido explicado, y que no sabemos si es puntual, o si volverá a producirse en los siguientes meses”, ha indicado Felgueroso. “Necesitamos más transparencia, mejoras en los datos y su adaptación a la nueva realidad laboral del momento”, ha completado Jansen.

Desfase en la recuperación

El cuarto observatorio trimestral del mercado de trabajo es un proyecto en el que participan el Instituto EY- Sagardoy, BBVA Research, EY Insights y Fedea, y que analiza los datos publicados en la Encuesta de Población Activa (EPA) que elabora el Instituto Nacional de Estadística (INE), así como las distintas series del paro registrado hasta la fecha. En su informe, destaca tres conclusiones principales de acuerdo con el comportamiento del entorno laboral en este momento del año: señala que se está produciendo una desaceleración en la creación de empleo, al mismo tiempo advierte de una reducción de la temporalidad en el sector privado, y destaca que la tasa de vacantes, aunque sigue siendo baja, se mantiene al alza.

“Aunque el hecho de que se esté produciendo una desaceleración no es algo bueno, hay que tener en cuenta el contexto internacional”, ha explicado Rafael Domenéch, responsable de Análisis Económico del BBVA Research. “Hay que hacer una interpretación positiva de que el mercado de trabajo siga aguantando, aunque sea con un crecimiento débil, con todo lo que está ocurriendo”, ha añadido.

Sin embargo, el desacople entre la estabilidad del entorno laboral y el crecimiento del Producto Interior Bruto (PIB) que destaca también el informe, es una fuente de preocupación para la Fundación. “Estamos teniendo una recuperación de la economía con más empleo, pero con un retraso en la recuperación del PIB, lo que, en consecuencia, provoca un comportamiento negativo de la productividad. Algo que es una fuente de preocupación de cara al futuro”, ha explicado.

Junto con esta advertencia, el informe de Fedea también pone el foco en uno de los males que se ha cronificado dentro del mercado de trabajo en España: los parados de larga duración. Aquellas personas que permanecen desempleadas más allá de un año suman en España un total de 1.256.600, el 42% del total de desempleados.

La agenda de Cinco Días

Las citas económicas más importantes del día, con las claves y el contexto para entender su alcance.
RECÍBELO EN TU CORREO

Sobre la firma

Gorka R. Pérez

Es redactor de la sección de Economía y está especializado en temas laborales. Ha desarrollado la mayor parte de su carrera en EL PAÍS. Antes trabajó en Cadena Ser. Es licenciado en Periodismo por la Universidad del País Vasco y Máster en Información Económica de la Universidad Internacional Menéndez Pelayo.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS