Las patronales de autónomos proponen cotizaciones de entre 205 y 400 euros para los próximos tres años

CEOE, Cepyme y ATA trasladan una nueva propuesta para los próximos tres años, de acuerdo con “el contexto de incertidumbre económica actual”

El presidente de la Asociación de Trabajadores Autónomos (ATA), Lorenzo Amor.
El presidente de la Asociación de Trabajadores Autónomos (ATA), Lorenzo Amor.

Las patronales que defienden los intereses de las organizaciones empresariales y de los autónomos, CEOE, Cepyme y ATA, han enviado al Ministerio de Seguridad Social una nueva propuesta para definir el sistema de cotización por ingresos reales para los autónomos, que se negocia desde hace meses. Es la última parte pendiente de la reforma de la Seguridad Social con la que el Ejecutivo aspira a cerrar parte del déficit crónico de la institución.

El planteamiento de las asociaciones de autónomos define cuotas que oscilan entre los 205 y 400 euros dentro de un abanico de rendimientos de 12 tramos, y contemplado en un despliegue a tres años, esto es, entre 2023 y 2025. Se trata de cantidades sustancialmente inferiores a las planteadas por el departamento que dirige José Luis Escrivá, quien en su último ofrecimiento definió un marco de entre 202 y 1.123 euros como parte de un desarrollo progresivo de nueve años.

“Consideramos que con esta propuesta se cumple tanto con los objetivos que nos dimos en julio como con los compromisos adquiridos con Bruselas en el Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia, y que, dada la situación actual, es la única que plantea una reforma asumible para los autónomos sin menoscabar su protección social, la sostenibilidad del sistema y la propia sostenibilidad financiera del colectivo y, por tanto, su capacidad de seguir creando riqueza y empleo”, han señalado conjuntamente en un comunicado.

La principal diferencia entre esta propuesta y la última, que se planteó de manera oficial dentro de la mesa de negociación el pasado 28 de febrero, se concentra en el horizonte temporal al que se refiere, de tan solo tres años frente a los nueve que plantea el Gobierno, y en la cuota que deberán abonar aquellos autónomos que presenten rendimientos más altos.

Para ATA, quienes estén por encima de 3.620 euros de facturación al mes deberán abonar una cuota de 329,7 euros en 2023, de 365 en 2024, y de 400,4 en 2025; mientras que dentro de la escala del Ministerio, esta cuantía llegaría en 2032 hasta los 1.123 euros. Para estas organizaciones, la difícil situación económica actual impide un despliegue más amplio del nuevo sistema, por lo que reclama una revisión a los tres años para definir su continuidad en el futuro.

Para encajar dentro de uno de los 12 tramos es necesario, en primer lugar, determinar la cuantía de los ingresos. Según el texto de ATA, se entenderán por ingresos reales “los rendimientos netos (ingresos menos gastos) más cuotas a la Seguridad Social, menos el porcentaje de gastos que se acuerde en función de la tipología de autónomos”. Una vez resuelta esta ecuación, se definen 12 tramos (menos de 700 euros; entre 700 y 900; entre 900 y 1.125,9; entre 1.125,9 y 1.300; entre 1.300 y 1.500; entre 1.500 y 1.700; entre 1.700 y 1.900; entre 1.900 y 2.330; entre 2.330 y 2.760; entre 2.760 y 3.190; entre 3.190 y 3.620 y más de 3.620) en los que la base de cotización se va alterando.

A partir de los 1.500 euros, la base mínima por tramo se va incrementando progresivamente en 150 euros, desde una base de 1.150 euros hasta una base de 2.050 para los autónomos con ingresos por encima de 3.620 euros mensuales. Al mismo tiempo, las cuotas correspondientes también se incrementan en 0,7% anual para el tramo de 1.500 euros y, a partir de ahí, pasan a un 2% cada año, hasta un 12% para el tramo más alto, que pagará 400,4 euros de cuota en 2025. Cabe destacar que las cuotas de los cuatro primeros tramos (de menos de 700 euros hasta 1.300 euros) permanecerán inalteradas durante el trienio.

Subida de los precios

“Esta propuesta no solo responde fielmente a los términos establecidos en el acuerdo alcanzado el pasado mes de julio de 2021 con los agentes sociales y las organizaciones de autónomos representativas en esta materia, sino que se ha elaborado teniendo en cuenta el contexto de incertidumbre económica actual y el impacto de la subida generalizada de los costes y precios que afectan y dificultan la actividad de los autónomos. Muchos de ellos, aún lejos de haberse recuperado de las consecuencias de la pandemia en nuestro país”, justifican los tres organismos.

Esta propuesta, señala ATA, llega para atajar los comentarios acerca de un supuesto acercamiento reciente entre organizaciones de autónomos y Gobierno, que proyecta una próxima resolución de la negociación. “Tras las diversas informaciones aparecidas en los medios de comunicación en los últimos días, relativas a supuestos avances en cuanto a una nueva propuesta del sistema de cotización en función de los ingresos reales de los autónomos, las organizaciones empresariales queremos aclarar que de existir esas negociaciones o contactos informales, ni CEOE, ni Cepyme, ni ATA hemos participado de los mismos y que la última propuesta a la que hemos tenido acceso y que conocemos fue la que se nos presentó en la reunión del pasado día 28 de febrero”, sentencian en la nota.

Sobre la firma

Gorka R. Pérez

Es redactor de la sección de Economía y está especializado en temas laborales. Ha desarrollado la mayor parte de su carrera en EL PAÍS. Antes trabajó en Cadena Ser. Es licenciado en Periodismo por la Universidad del País Vasco y Máster en Información Económica de la Universidad Internacional Menéndez Pelayo.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS