Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

José María Álvarez-Pallete: “Los datos son tan intrínsecos a la persona como su dignidad y su derecho al trabajo”

El presidente de Telefónica ha destacado que España está “muy bien posicionada” ante la llegada del 5G

El presidente ejecutivo de Telefónica, José María Álvarez-Pallete, durante la entrevista de Pepa Bueno.

“Los datos tienen valor económico y tiene que quedar claro qué doy y qué recibo a cambio”, ha asegurado José María Álvarez-Pallete, presidente de Telefónica, quien ha defendido este viernes, en una entrevista en el programa Hoy por hoy de la Cadena SER, coincidiendo con el cierre del Mobile World Congress en Barcelona, que los valores primen y sean clave en el mundo digital.

Álvarez-Pallete ha destacado que España dispone de infraestructura para permitir la llegada del 5G, una de las tecnologías más comentadas en el congreso de Barcelona. Ha señalado que aún no está decidido quién suministrará la tecnología. De ella, el ejecutivo ha subrayado que ofrece “100 veces más velocidad y 1.000 veces más capacidad, pero sobre todo permite la eliminación de la latencia, que es el tiempo que tarda en ir y volver la señal”. Esa funcionalidad facilitará que se use, por ejemplo, en cirugía remota y en la conducción autónoma. “Un coche que se conduce solo, con tecnología 4G desde que detecta el objeto hasta que frena son unos 40 o 45 metros (reacción superior a la del ser humano), pero con 5G serán unos 10 o 15 metros”, ha puesto como ejemplo.

“A esta revolución tecnológica no hay que tenerle miedo”, ha añadido Álvarez-Pallete. “Nunca en la historia de la humanidad se ha producido una acumulación de tecnología como la que vivimos hoy. Esto tenemos que mirarlo con ilusión porque es una regulación histórica”, ha afirmado.

España, “muy bien posicionada”

Según el presidente de Telefónica, España está “muy bien posicionada” para esa revolución tecnológica. Ha destacado el nivel de penetración de fibra de banda ancha, un 76%, superior a la de Reino Unido, Francia y Alemania. “Imagine que en la revolución industrial España hubiera tenido un 76% del territorio cubierto con ferrocarriles y una fábrica de vapor en cada empresa; eso es lo que tiene hoy España”, ha ejemplificado. Esa ventaja se debe, en su opinión, a la competencia en infraestructuras y a “un marco regulatorio que fomentó la inversión”.

Álvarez-Pallete se ha referido también a la transformación de la compañía, cuyo producto estrella tiene por objetivo menos la voz y más los datos. “Telefónica nació hace 94 años, dentro de seis seremos centenarios, y nacimos para dar voz. Nuestro producto estrella, que es la voz, la gente considera que debe ser gratuita, por tanto se va muriendo. Pero hemos tenido la suerte de que ha aparecido al lado un producto que la gente adora y necesita, que son los datos”.

El valor económico de los datos ha suscitado la pregunta de a quién pertenecen. Para Álvarez-Pallete, el propietario fundamental es la persona que los genera. “Los datos son tan intrínsecos a la persona como su dignidad, como su derecho al trabajo”, ha dicho. Los datos son un nuevo factor de producción. “Y es tan mío como mi derecho a tener capital o trabajo. Los datos tienen valor económico y tiene que quedar claro qué doy y qué recibo a cambio”. Ha asegurado que Telefónica custodia el acceso a los datos. “Nuestros clientes tienen que tener tres derechos fundamentales: que sus datos están seguros y protegidos, que sepan qué datos tenemos y que se sientan dueños [de ellos]”.

La transformación tecnológica conllevará la pérdida de actividades profesionales, por lo que el riesgo de que muchas personas pierdan sus empleos se ha planteado en otro momento de la entrevista. “¿Es usted partidario de la renta básica de transición?”, ha preguntado Pepa Bueno al directivo. “Soy partidario de un marco de transición ordenada para esta revolución tecnológica, que no implica solo un marco de seguridad social como esa renta, implica también educación para personas que van a tener que reformar sus capacidades en el mundo laboral, educación para personas cuyos empleos van a desaparecer”, ha respondido Álvarez-Pallete.

No obstante, ha animado a que ese cambio se reciba “sin temor”: “En 1800, el 80% población mundial se dedicaba a labores agrícolas, hoy en Estados Unidos el 2% se dedica a labores agrícolas. Es lo que hagamos con la tecnología y cómo manejemos esa transición, pero creo fundamentalmente que esto va a generar riqueza, va a generar mucha riqueza y hay que repartirla bien y manejar esa transición”.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información